Nueva ofensiva contra Los Zetas; instalarán cuarteles en frontera norte

Ejército intenta rescatar zonas

COMPARTIR 
26/01/2012 11:25 Aurora Vega

CIUDAD DE MÉXICO, 26 de enero.- El Ejército mexicano busca restaurar la seguridad en las entidades de la República donde grupos criminales –principalmente Los Zetas– operan con impunidad.

Siete cuarteles y dos regimientos de caballería forman parte de la estrategia de las Fuerzas Armadas para recuperar los espacios donde la delincuencia organizada ha rebasado a las autoridades locales. Cinco de los cuarteles serán instalados en municipios de Tamaulipas y Nuevo León, donde operan Los Zetas.

Excélsior tuvo acceso al proyecto de la Secretaría de la Defensa Nacional que explica las acciones para arrebatar al narco las zonas consideradas como “extremadamente peligrosas”.

Este diario publicó ayer un análisis de Stratfor que ubica a Los Zetas como el cártel más grande de México.

El Ejército apuntala zonas de más riesgo

El Ejército mexicano busca recuperar la seguridad en entidades catalogadas como “extremadamente peligrosas”, al ser consideradas como territorios donde se ha enquistado la delincuencia organizada generándose espacios de impunidad y donde grupos criminales, principalmente Los Zetas, han establecido sus zonas de operaciones.

Siete cuarteles en total, entre ellos dos de los llamados ligeros, y dos regimientos de caballería forman parte de la estrategia del instituto armado para recuperar los espacios donde los grupos delincuenciales han rebasado a las autoridades locales.

San Fernando, Reynosa y Ciudad Mante, en Tamaulipas, son los municipios donde se instalarán tres de los siete cuarteles que la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) considera como urgentes para devolver la tranquilidad a los habitantes.

En Ciudad Mier, Tamaulipas, ya se encuentra en operación el 105 batallón de infantería, donde se busca que los militares puedan inhibir las acciones de los grupos, que por rivalidad delincuencial y por apoderamiento de las rutas de trasiego de droga han generado inestabilidad social provocando que decenas de familias abandonaron sus propiedades por presiones de los grupos delictivos Los Zetas y el cártel del Golfo.

La Sedena tiene proyectado que entren en operación cuarteles ligeros para tropas en apoyo en Reynosa, Tamaulipas; Ciudad Juárez, Chihuahua, y otro más en Tiquicheo, Michoacán.

La dependencia federal considera que la presencia de militares en aquellos  “lugares donde las autoridades locales fueron rebasadas por la delincuencia organizada y el narcotráfico” generará nuevas oportunidades para que se pueda restablecer el Estado de derecho.

Como parte de las acciones que ha emprendido la Sedena para brindar mayor seguridad a la ciudadanía, siete batallones fortalecerán las tareas de seguridad en donde la delincuencia organizada ha perpetrado acciones contra la población civil y las autoridades.

En Escobedo, Nuevo León,  se edifica otra base militar para personal de fuerzas especiales.

En el caso de San Fernando Tamaulipas, el Ejército mexicano envió una avanzada del batallón que se instalará en el nuevo cuartel a partir de la segunda quincena de febrero.

En este municipio se han cometido actos atroces por parte del grupo delictivo de Los Zetas: en agosto de 2010 fueron asesinados 72 migrantes.

En febrero de 2011 se descubrieron varias sepulturas clandestinas donde fueron hallados 193 cadáveres, de ciudadanos que fueron secuestrados por el mismo grupo delictivo.

La PGR determinó que la mayor parte de las personas encontradas en las sepulturas clandestinas pertenecían a ciudadanos que viajaban de distintas partes del país y que no estaban relacionadas con la delincuencia organizada, sin embargo habían sido victimadas a golpes.

De acuerdo con cifras de la Sedena, durante el 2011 se logró a través de diversas operaciones en San Fernando, Tamaulipas, el decomiso de 932 armas largas, 189 armas cortas, 30 granadas, 117 vehículos, así como la detención de 30 personas. 

Beneficain a Tamaulipas

Esta entidad es una de las más afectadas por el crimen organizado, en específico por el cártel del Golfo y Los Zetas.

El pasado 18 de enero Tamaulipas comenzó a recibir a los elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional que integrarán el 106 Batallón de Infantería que se instalará en el municipio de San Fernando.

Decenas de vehículos militares con cientos de efectivos castrenses circularon por las carreteras del estado con destino a la frontera tamaulipeca, para instalarse en el nuevo cuartel militar, que será el segundo en los últimos meses en integrarse a la entidad para contrarrestar la ola de inseguridad que se vive en esa región.

En diciembre, en Ciudad Mier, Tamaulipas, el presidente de la República, Felipe Calderón acompañado del gobernador de Tamaulipas, Egidio Torre Cantú, inauguraron el primer cuartel militar, de los proyectados a instalarse en este 2012.

La base militar proyectada en el municipio de Mante estará lista para su entrega en próximas semanas, informaron autoridades federales.

Síguenos en Twitter @Excelsior_Mex

Comentarios

Lo que pasa en la red