Convierte PGJDF bodega abandonada en Ministerio Público

Un inmueble de la delegación Venustiano Carranza, que tenia casi siete años desocupado, fue recuperado por la procuraduría capitalina

COMPARTIR 
21/01/2011 21:11 Notimex
Convierte PGJDF bodega abandonada en Ministerio Público

CIUDAD DE MÉXICO, 21 de enero.- Una bodega que llevaba casi siete años en el abandono fue recuperada por la procuraduría capitalina y transformada en la agencia del Ministerio Público de la Coordinación Territorial Venustiano Carranza Cuatro.

Se trata del inmueble ubicado en avenida Circunvalación sin número, en la colonia El Arenal, que durante muchos años fungió como lechería de Liconsa, pero que a inicios de 2000 quedó desocupada, sin que se le diera un nuevo uso.

En entrevista, el titular de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF), Miguel Angel Mancera Espinosa, reconoció que con el apoyo del delegado en Venustiano Carranza, Alejandro Piña, pudo aprovecharse este inmueble.

'Teníamos la necesidad de darle a los compañeros que trabajan en la coordinación un lugar digno, pues antes se encontraban despachando en condiciones deplorables, dentro de un tráiler, donde permanecieron hace casi seis años', indicó.

La nueva agencia ministerial cuenta ahora con espacios amplios para la atención al público, sala de investigaciones, sala de juntas, sala de espera, área de interrogatorios, despachos, sanitarios y monitores del Ministerio Público transparente, entre otros.

'La verdad es que nos salió muy barato porque todos los espacios ya estaban y lo único que tuvimos que hacer fue pintar, adquirir el mobiliario con la Oficialía Mayor, y la adecuación del equipo; el terreno sigue siendo propiedad de la delegación', abundó.

Mancera Espinosa recalcó que en la zona donde se asienta esta nueva agencia ministerial se combate prioritariamente el robo a transeúnte, el robo de vehículo, y en menor medida el tráfico de drogas al menudeo.

Adelantó que se buscará en los próximos meses ubicar en el mismo predio un módulo del Juzgado Cívico y una oficina de atención a víctimas.

hch

Comentarios

Lo que pasa en la red