Opera en México sólo una tienda de armas legales, destaca el WP

Resalta el diario el estricto control para la venta de armas por parte de la Sedena y contrasta su informe con la laxitud en EU

COMPARTIR 
29/12/2010 11:22 Notimex
Opera en México sólo una tienda de armas legales, destaca el WP

WASHINGTON, 29 de diciembre.- El diario estadunidense The Washington Post destacó hoy, en un artículo de primera plana, el extremo control para la comercialización de armas en México.

“México tiene una de las leyes más duras para el control de armas en el mundo, un asunto de orgullo para los ciudadanos de la nación”, señala el rotativo en el artículo de su corresponsal William Booth.

Señala que las armas se venden únicamente a través de la Dirección de Comercialización de Armas y Municiones (DCAM) en la Ciudad de México, localizada en una “base militar segura” con estrictos requerimientos para los posibles compradores.

Añadió que los aspirantes a adquirir armas de bajo calibre tienen que presentar una identificación válida, pasar por un detector de metales, sujetarse a una revisión de seguridad y dejar celulares y cámaras fotográficas antes de acceder a las instalaciones de lo que llama “la única tienda de armas en México”.

Booth subrayó que los posibles clientes tienen que presentar referencias, demostrar que sus ingresos son ganados honestamente, que no tienen antecedentes penales y que han cumplido honorablemente con sus obligaciones militares.

Tras serle tomadas las huellas digitales y fotografiado, quien pretende “adquirir un arma de bajo calibre para proteger el hogar y familia sólo le es permitido comprar una”, indicó.

Con el título de “Sólo una tienda pero sin escasez de armas”, el artículo cita el reporte que hiciera el presidente Felipe Calderón en días pasados sobre el decomiso de más de 93 mil armas en cuatro años.

“Las autoridades mexicanas insisten en que 90 por ciento de esas armas han sido introducidas como contrabando desde Estados Unidos”, apuntó el autor.

Añadió que los gobiernos de México y Estados Unidos han trabajado conjuntamente para rastrear 73 mil armas decomisadas, pero “ambos se rehúsan a dar a conocer los resultados”.

Recordó que existen más de seis mil 600 distribuidores de armas con licencia operando al norte de la frontera y que, según estimaciones del Sistema Nacional de Verificación Instantánea de Antecedentes Penales, se vendieron al menos 14 millones de armas de fuego en Estados Unidos el año pasado, “pero nadie sabe el número exacto”.

En contraste, el Post indicó que el teniente coronel Raúl Manzano Vélez, director de la DCAM, “sabe con precisión sus cifras sobre ventas anuales”. Booth precisó que en promedio el Ejército mexicano ha vendido seis mil 490 armas de fuego cada año desde 2006.

Enfatizó que la venta legal de armas en México ha bajado, aun cuando la confiscación de armas ilegales ha ido en aumento.

Booth citó a Manzano puntualizando que una mínima cantidad de las armas vendidas en la DCAM termina en manos criminales y subraya que el mayor porcentaje de crímenes involucra armas provenientes del mercado negro.

A decir del teniente coronel Manzano, la gran disparidad entre las legislaciones de ambos países crea “un casi irresistible mercado de tráfico de armas” para las poderosas organizaciones criminales, que en la actualidad aterrorizan a una gran parte del país.

dgp

Relacionadas

Comentarios