Inicia reducción de actividades en mina Buenavista del Cobre; temen paro

Administrativos de Grupo México se trasladaron a la mina La Caridad, en Nacozari, luego de que colocaron sellos de aseguramiento en sus oficinas

COMPARTIR 
31/08/2014 04:11 Ernesto Méndez y Daniel Sánchez/Enviado y Corresponsal / Fotos: Ernesto Méndez
Según versión de ex trabajadores, los agentes federales llevaban al menos una persona detenida, que iba con las manos esposadas y la cabeza agachada.
Según versión de ex trabajadores, los agentes federales llevaban al menos una persona detenida, que iba con las manos esposadas y la cabeza agachada.

CANANEA, 31 de Agosto.- La madrugada de este sábado salió de la mina Buenavista del Cobre el convoy de camionetas que ingresó el viernes para tomar el control de las oficinas de Grupo México, con el apoyo de Agentes del Ministerio Público Federal y peritos de la Procuraduría General de la República (PGR).

Extrabajadores de la Sección 65 del Sindicato Minero Nacional confirmaron a Excélsior que las diez unidades de color blanco abandonaron a las 6:30 horas del sábado, las instalaciones de Buenavista del Cobre por la puerta número dos.

De acuerdo con su versión, los agentes federales llevaban al menos una persona detenida, que iba con las manos esposadas y la cabeza agachada.

Al interior de la mina de Cananea permanecen inspectores de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), quienes colaboran en la investigación sobre los daños ocasionados a los recursos naturales por el vertido de 40 mil metros cúbicos de ácido sulfúrico al Río Sonora, de donde toman agua 22 mil habitantes de siete municipios.

En total son 20 inspectores, 16 que llegaron desde las oficinas centrales y cuatro de la delegación estatal, quienes realizan labores de verificación, que se podrían prolongar por varias semanas.

Zoólogos investigan

Del martes al viernes, ocho especialistas en vida silvestre de la Subprocuraduría de Recursos Naturales de la Profepa recorrieron los 224 kilometros de la zona del derrame en busca de ejemplares afectados como reptiles, venados, osos negros, jabalíes y coyotes.

El reporte preliminar de su incursión dijeron que “no se encontraron evidencias de animales que hayan muerto a consecuencia de la contaminación ocurrida hace 24 días”.

Aunque el movimiento en la mina no cesa, todo parece indicar que ya inició un proceso de reducción de actividades que podría llegar a un paro total en los trabajos.

Por lo pronto, los empleados administrativos de Grupo México se trasladaron a la mina La Caridad en Nacozari, luego de que se colocaron sellos de “asegurado” en sus oficinas.

Revisan impacto

En tanto, activistas de Greenpeace encabezados por Sinaí Guevara, responsable de la Campaña de Tóxicos realizaron una visita a las comunidades de la ribera con el fin de hacer una evaluación de los impactos ocasionados por la contaminación del afluente, donde tomaron muestras del caudal para tener evaluaciones independientes a las que realiza la Comisión Nacional del Agua (Conagua).

 

Fg

Relacionadas

Comentarios