Procesan ley educativa a la medida de Oaxaca

Busca responder a las características multiculturales y pluriétnicas de esa entidad federativa

COMPARTIR 
22/08/2014 05:42 Patricia Briseño/ Corresponsal

SAN RAYMUNDO JALPAN, OAX. 22 de agosto.— El pleno de la LXII Legislatura de Oaxaca turnó a  comisiones dos iniciativas para modificar las leyes estatales de educación, presentadas por el gobierno de Gabino Cué y por ciudadanos afines a la Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

La iniciativa del gobierno de Gabino Cué contiene 18 modificaciones al proyecto trabajado con la Sección 22, con el objetivo de que no vaya en contra de lo establecido en la Reforma Educativa, con la que Oaxaca aún no armoniza su legislación.

Pero los cambios causaron la molestia de la gremial, que por eso impulsó lo que llama la iniciativa original.

El proyecto de Gabino Cué  busca responder a las características y necesidades de esta entidad federativa, a la que llama “multicultural y pluriétnica”.

Gabino Cué ha insistido en que se requiere reconocer la diversidad social, cultural, lingüística y económica de Oaxaca en la ley estatal de educación.

Sobre el tema, el coordinador de la fracción parlamentaria del PRD en el Congreso estatal,  Félix Serrano Toledo, refirió que “Oaxaca requiere de las reformas necesarias para propiciar un sistema educativo que responda a las necesidades específicas de su condición de sociedad pluriétnica y multicultural, con sus 16 lenguas, además del español, y sus más de 570 municipios distribuidos en una agreste geografía.”

Un sistema educativo que concilie los imperativos de calidad educativa, justicia laboral y diversidad cultural”, dijo.

Se requiere una Ley Estatal de Educación que permitirá crear un nuevo modelo donde se reconozca el carácter multicultural de Oaxaca, se incorpore la riqueza de sus saberes comunitarios y se reconozca la diversidad de las lenguas maternas, agregó.

Asimismo, indicó, un nuevo cuerpo legal que garantice a niños, jóvenes y adultos su ingreso, permanencia y conclusión de sus estudios en el Sistema Educación Nacional.

En tanto, el proyecto emanado de la CNTE  consiste en lo que el magisterio disidente llama la iniciativa original trabajada en conjunto con el gobierno y el Poder Legislativo estatales, luego de que en Oaxaca no se cumplió con el plazo para armonizar su norma estatal con las modificaciones constitucionales.

La Sección 22 exige que el proyecto sea aprobado sin cambios por el Congreso de Oaxaca y que no se aplique en esta entidad federativa la evaluación a los docentes, que es uno de los puntos principales de la reforma constitucional, sino que sean los propios profesores los que evalúen su desempeño.

En Oaxaca, los sindicatos no pueden presentar iniciativas de ley, pero sí los ciudadanos, de acuerdo con una reforma a la Constitución estatal concretada en 2011.

Las dos iniciativas se suman a las que en su momento presentaron las fracciones  del PAN y del PRI, así como a las propuestas de los diputados Gerardo García Henestroza (PAN), Manuel Pérez Morales (Social Demócrata) y Jefté Méndez  Hernández (Nueva Alianza), estos últimos de manera conjunta.

El proceso legislativo de todo proyecto de ley prevé su envío a comisiones, donde los integrantes de dichos cuerpos colegiados lo analizan, estudian, discuten y dictaminan para llevar el documento en mención a una sesión de pleno en donde también se discute en lo particular y en lo general para  finalmente efectuarse la intención del voto.

A su vez, el presidente de la Junta de Coordinación Política de la LXII Legislatura, Alejandro Avilés Álvarez, garantizó que no habrá necesidad de una segunda controversia constitucional por parte del gobierno federal en contra de los  Poderes Ejecutivo y Legislativo de Oaxaca, porque la Ley Estatal de Educación, afirmó, no quebrantará la Reforma Educativa.

En abril pasado, la autoridad federal promovió una controversia por la omisión total en Oaxaca para armonizar sus legislaciones en la materia con la Reforma Educativa.

 

No puede haber excepciones: diputados

Oaxaca necesita un modelo educativo de calidad y “no puede ser la excepción y mantenerse al margen de este proceso, como lo exige la Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE)”, afirmaron ayer legisladores del PAN.

Marcelo de Jesús Torres Cofiño, vicepresidente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, estableció que el año pasado se aprobó la reforma constitucional y que tiene el respaldo de la mayor parte de los Congresos locales, por lo tanto, esa entidad no puede ser la excepción.

Entrevistado tras la firma de convenio entre el Centro de Estudios Sociales y de Opinión con las Universidades Veracruzana y Autónoma de Guerrero y los Colegios Frontera Sur y el de México, el panista dijo que la Constitución establece que se debe respetar y acatar esa reforma.

Consideró oportuno que las autoridades estatales y los integrantes de la disidencia magisterial se sienten a dialogar y no caer en la confrontación y mucho menos con la población que ya está cansada de paros de actividades que dañan a casi un millón de alumnos.

En tanto, el secretario de la Comisión de Puntos Constitucionales, Fernando Rodríguez Doval, y el presidente de la Comisión de Educación del Senado, Juan Carlos Romero Hicks, dijeron que hay dos cosas que no son negociables, el imperio de la ley y los principios.

Solicitaron al gobernador de Oaxaca, Gabino Cué Monteagudo, “no dejarse chantajear ni intimidar por ningún interés contrario a la Constitución”.

—Notimex

Comentarios

Lo que pasa en la red