Minera rechaza acciones legales punitivas por derrame en río Sonora

El conglomerado Grupo México denunció el jueves que las autoridades lo están sometiendo a acciones legales "punitivas"

COMPARTIR 
21/08/2014 21:21 AP
Grupo México afirmó en un anuncio de página completa en la prensa que rechaza las "acciones legales punitivas" anunciadas por la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente. Foto: AP

CIUDAD DE MÉXICO, 21 de agosto.- El conglomerado Grupo México denunció el jueves que las autoridades lo están sometiendo a acciones legales "punitivas" porque una de sus minas derramó sulfato de cobre mezclado con ácido y metales pesados a dos ríos.

Las autoridades ambientales han ordenado una inspección a fondo de la mina Buenavista del Cobre, perteneciente a la compañía, cerca de la frontera con Estados Unidos, y amenazaron con aplicar multas de hasta tres millones de dólares. Mientras tanto, los fiscales han presentado una demanda penal por el derrame, que provocó la suspensión del suministro de agua a decenas de miles de personas en el estado norteño de Sonora.

El Senado federal aprobó el miércoles por la noche una resolución de cumplimiento no obligatorio que exhorta al gobierno a cancelar la concesión a la mina, una medida que podría afectar a la empresa minera, que genera ganancias de mil millones de dólares anuales y tiene nueve mil empleos en la zona. La mina produce unas 200 mil toneladas de cobre al año.

Grupo México afirmó en un anuncio de página completa en la prensa que rechaza las "acciones legales punitivas" anunciadas por la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente

Grupo México afirmó en un anuncio de página completa en la prensa que rechaza las "acciones legales punitivas" anunciadas por la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente, "dada la naturaleza fortuita del incidente y la pronta y completa respuesta de la empresa".

Las autoridades han dicho que la compañía mintió sobre la razón del derrame del 7 de agosto y las medidas que presuntamente tomó para controlar sus efectos. Grupo México culpó a las intensas lluvias por el derrame de los estanques de contención, pero los funcionarios gubernamentales argumentan que la poca supervisión en la mina y los defectos de construcción parecen ser la causa del accidente.

El derrame provocó que unos 40 mil metros cúbicos de sulfato de cobre y metales pesados se fueron a los ríos Bacanuchi y Sonora, así como a un depósito ubicado detrás de una presa que suministra agua a la ciudad de Hermosillo, capital del estado.

David Korenfeld, director de la Comisión Nacional del Agua, dijo que la presa tendrá que elevar los niveles de agua que recibe durante años con el fin de no agitar sedimentos que pudieran estar contaminados.

En Nuevo León, unos 500 trabajadores de la paraestatal petrolera Pemex y vecinos de una zona rural trabajaban para limpiar el río San Juan después que se rompió una parte de un oleoducto de dónde robaban gasolina, lo que provocó un derrame del combustible que llegó al río, cuya agua se usa principalmente para que abreve el ganado.

Rodrigo Medina, gobernador de Nuevo León, dijo que el derrame está controlado pero que la limpieza del río en el poblado de Cadereyta podría demorar hasta tres meses.

Petróleos Mexicanos indicó que el ducto se rompió el domingo y la gasolina contaminó un trecho de seis kilómetros del río.

jgl

Video Recomendado

Comentarios

Lo que pasa en la red