Tribunal federal invalida sentencia de 5 años de cárcel a mujer indígena

Ordena reponer el procedimiento por detectar violaciones graves a los derechos humanos de la mujer de origen cora

COMPARTIR 
14/03/2014 13:16 Isabel González

CIUDAD DE MÉXICO, 14 de marzo.- Un Tribunal Federal invalidó la sentencia de cinco años de cárcel impuesta a una mujer indígena declarada culpable de delitos contra la salud por un juez de distrito.

Al resolver el recurso de apelación presentado por un abogado de la defensoría pública federal, el Segundo Tribunal Unitario del Vigésimo Cuarto Circuito revocó la sentencia de primera instancia y ordenó reponer el procedimiento por detectar violaciones graves a los derechos humanos de la mujer de origen cora.

El fallo revisor determinó que el juez de distrito no recabó información suficiente para conocer la pertenencia de la mujer a una etnia indígena así como los usos y costumbres característicos de la misma.

Lo cual es violatorio del marco jurídico porque al emitir su sentencia, el juzgado de distrito no tomó en cuenta el Protocolo de Actuación para quienes imparten justicia en casos que involucren derechos de personas, comunidades y pueblos indígenas emitido por la Suprema Corte de Justicia de la Nación y que sirve de guía para evaluar este tipo de casos cuando se presentan ante la justicia.

Dicho instrumento, se agrega en la sentencia, "hubiera permitido al juez de proceso valorar sus costumbres y especificidades culturales, para hacer efectivo su derecho al pleno acceso a la jurisdicción, atendiendo a su condición especial como indígena" señaló el Consejo de la Judicatura Federal en un comunicado oficial.

El Tribunal Unitario señaló que en los asuntos penales, si se trata de personas de origen indígena, una vez que se les dicte el formal procesamiento, es obligación del juzgado allegarse de datos entorno a sus usos y costumbres, los cuales deben considerarse al momento en que se deba dictar una sentencia.

La indígena cora fue acusada del delito contra la salud por encontrarla en posesión de semillas de mariguana y de amapola.

Lo anterior es importante porque la información que se recabe "puede trascender para establecer, de ser el caso, la comisión o no del delito atribuido al justiciable, o también, contar con los elementos necesarios al individualizar la sanción que eventualmente pudiera imponerse" puntualizó el unitario.

De hecho, la mujer cora manifestó desde el inicio de la acusación en su declaración preparatoria pertenecer a dicha etnia indígena.

La sentencia del tribunal unitario criticó el hecho de que si bien la mujer habla castellano, no impedía al juez de distrito recolectar datos para establecer los usos y costumbre de la etnia a la que pertenece.

Fue por esas razones que se dejó sin efectos la sentencia dictada el cinco de diciembre de 2013 por el Juez Primero de Distrito de Procesos Penales Federales en el estado de Nayarit y reponer el procedimiento para que tomando en consideración las observaciones del tribunal unitario se vuelva a emitir una nueva sentencia.

Fg

Comentarios

Lo que pasa en la red