Muertes por influenza, por atención tardía: Ssa

Del 1 de enero al 14 de febrero se han confirmado 4 mil 782 casos, de los cuales 4 mil 6 fueron por A H1N1

COMPARTIR 
15/02/2014 05:33 Lilián Hernández/enviada
La secretaria de Salud, Mercedes Juan López, admitió que 2014 se ha convertido en el segundo año más mortífero por influenza después de 2009.

IXTAPAN DE LA SAL, Méx.15 de febrero  .— La secretaria de Salud, Mercedes Juan López, admitió que 2014 se ha convertido en el segundo año más mortífero por influenza después de 2009, debido a que las personas contagiadas acudieron de manera tardía al doctor y, en esos casos, el medicamento ya no surte efecto, porque llegan con cuadros de neumonía que complican su recuperación.

Luego de que Excélsior publicó la semana pasada que han ocurrido más muertes en lo que va de 2014 que las presentadas por cada uno de los años 2010, 2011, 2012 y 2013, la titular de la Ssa aceptó que “efectivamente hemos tenido más decesos y lo que se ha visto desde el punto de vista epidemiológico, es que las personas que se han vacunado mucho más son los grupos de niños y adultos mayores, que son los grupos a los que vamos enfocando la vacunación, pero los grupos de riesgo son las personas jóvenes con obesidad y diabetes”.

409 personas fallecieron en 2010 por influenza.

En conferencia de prensa posterior a su participación en la clausura del Foro Nacional en el intercambio de experiencias exitosas en materia de combate al sobrepeso, la obesidad y la diabetes, que se efectuó en Ixtapan de la Sal, Estado de México, Mercedes Juan indicó que a diferencia de años anteriores, en 2014 la gente joven de 35 a 55 años es el grupo que ha sufrido el mayor contagio y como visitan al médico a los cinco o seis días después del contagio, el antiviral ya no funciona y por eso es que han ocurrido más muertes en las primeras siete semanas del presente año.

“Lo que se ha visto es que se atienden tardíamente. Llegan tarde o se automedican o van con alguna persona o médico que no hace el diagnóstico preciso y recuerden que en la influenza el diagnóstico temprano es muy importante, para poder dar el tratamiento antiviral que es muy efectivo, pero siempre y cuando sea antes de las 48 horas. Pero llegan a los hospitales después de cinco o seis días”, aseveró.

Es por ello que los decesos se han incrementado de manera drástica en comparación con los registrados de enero a diciembre de cada uno de los cuatro años anteriores.

58 muertes por influenza se reportaron en 2011.

Si bien el número de casos de influenza ha tenido menos repunte comparado con la semana del 5 al 11 de enero de 2014, la cantidad de muertes ha sido más crítica que en los cuatro años anteriores y sólo menor que en 2009, cuando se registró la pandemia. Ese año se contabilizaron mil 744.

Sin embargo, Mercedes Juan indicó que el proceso de contagios va en descenso, aunque no pueden bajar la guardia y se debe vacunar a la gente mientras siga la etapa de invierno que es la más alta de contagio de influenza que en el resto del año.

“Pensamos que el proceso probablemente ya va en descenso, pero eso no quiere decir que tengamos tranquilidad en el sentido de continuar tomando todas las medidas de prevención y atención oportuna”, aclaró.

322 muertes ocurrieron en 2012 por este mismo mal.

De acuerdo con el reporte histórico de la Dirección General de Epidemiología, de enero a diciembre de 2010 ocurrieron 409 decesos, en 2011 hubo 58, en 2012 se registraron 322 y en 2013 se contabilizaron 252 defunciones.

En cambio, en lo que va de 2014, el reporte epidemiológico señala que 520 personas han muerto por influenza, sobre todo por el tipo de virus A H1N1, cifra que es más del doble de los decesos que se registraron en 2013.

Debido a ese aumento de muertes, la funcionaria federal insistió a la población que no debe automedicarse, sino acudir en cuanto perciban los síntomas, porque el medicamento sólo es efectivo en las primeras 48 horas, porque después ya no hay manera de controlarlo.

Del 1 de enero al 14 de febrero de 2014 se han confirmado cuatro mil 782 casos de influenza, de los cuales cuatro mil seis fueron por A H1N1. En el mismo periodo se han registrado 520 defunciones por influenza, de las cuales 477 fueron por A H1N1.

Del 7 al 14 de febrero se presentaron 157 casos y dos defunciones.

“Es importante señalar que, debido al proceso de toma de muestra, envío de la misma y aplicación de las pruebas diagnósticas, las cifras se irán modificando conforme se vayan conociendo los resultados de laboratorio”, reiteró la Ssa.

¿Cuáles son los síntomas de la influenza?

La Secretaría de Salud advierte que si presenta los síntomas acuda de inmediato a su unidad médica:

  • Fiebre de 38 centígrados más, tos y dolor de cabeza, acompañados de uno o más de los siguientes signos o síntomas.
  • Escurrimiento nasal.
  • Enrojecimiento nasal.
  • Congestión nasal.
  • Dolor de articulaciones.
  • Dolor muscular.
  • Decaimiento (postración).
  • Dolor al tragar.
  • Dolor de pecho.
  • Dolor de estómago.

Diarrea.

¿Cuáles son los signos de alarma?

  • En adultos: dificultad para respirar, vómito o diarrea persistente, alteraciones del estado de conciencia, deterioro agudo de la función cardiaca y agravamiento de una enfermedad crónica.
  • En niños: fiebre superior a 38° y dificultad para respirar.
  • Aumento de la frecuencia respiratoria, niños entre dos y 11 meses: más de 50 respiraciones por minuto. Niños entre uno y cinco años: más de 40 respiraciones por minuto.
  • Rechazo a los alimentos.
  • Irritabilidad y/o convulsiones.
  • Alteraciones del estado de conciencia.
  • Si un niño o adulto presenta alguno de estos signos debe acudir de inmediato al hospital más cercano.

Video Recomendado

Comentarios

Lo que pasa en la red