Separan a doctora por parto en automóvil

El organismo informó que derivado de que una mujer dio a luz en el estacionamiento del hospital, se separó temporalmente de su cargo a la doctora en Salina Cruz, Oaxaca

COMPARTIR 
09/02/2014 08:22 Patricia Briseño y Lilian Hernández /corresponsal y reportera
Una menor zapoteca dio a luz en un automóvil en el estacionamiento de la Clínica 2 del IMSS en Salina Cruz, Oaxaca; no fue atendida a tiempo. Foto: Especial

OAXACA, Oax. 9 de febrero.— El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) separó del cargo a la médica Angélica Antonio Méndez, responsable de la guardia de la Clínica número 2 del puerto de Salina Cruz, por no atender con prontitud a una paciente en trabajo de parto, quien dio a luz en el estacionamiento.

Javier Dávila Torres, director general de Prestaciones Médicas del Seguro Social, informó que la institución inició la investigación por el caso de una mujer zapoteca menor de edad que dio a luz en un automóvil, porque el servicio le fue negado en tiempo y forma.

Mientras que el delegado del Instituto en Oaxaca, Víctor Octavio Pérez del Valle Ibarra, rechazó que  se trate de una negligencia médica, sino que no hubo atención oportuna, dijo.

Brígido Reyes Fernández, director de la Clínica 2 del Seguro Social, también negó que el caso se trate de una negligencia médica, pues a la menor se le sugirió “deambular por  la clínica”, pero ella decidió irse.

El parto de la joven de 16 años ocurrió el pasado jueves en un auto compacto estacionado afuera de la clínica, tras varias negativas de la doctora de guardia, pues “aún le faltaba tiempo”. Presuntamente, desestimó los dolores de la paciente.

Al enterarse del alumbramiento, la doctora Antonio Méndez salió al encuentro de la joven madre, aunque en vez de ayudar ordenó a sus compañeras cubrir  con sábanas el vehículo para evitar que otros derechohabientes tomaran fotos o grabaran con sus teléfonos móviles.

Incluso, trascendió, que los pacientes del área de urgencias fueron quienes acusaron a la doctora de estar viendo una telenovela cuando le avisaron del nacimiento.

Por ello, Liliana Ramírez
—madre de la joven— amenazó con denunciar al personal médico de la clínica del IMSS por negligencia médica.

La Cofepris ya verifica

La Secretaría de Salud informó sobre el caso que la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) inició una investigación.

“La autoridad sanitaria federal ha ordenado a los verificadores revisar las condiciones en que se produjo el parto afuera de la clínica y la forma en que se aplicó el protocolo de atención médica a la paciente, con el fin de deslindar responsabilidades”, dijo en  un comunicado.

Luego de ese hecho registrado en la región del Istmo de Tehuantepec, la Secretaría de Salud federal insistió en que todas las clínicas y hospitales del país deben atender adecuada y oportunamente a quien solicite el servicio médico, por lo que no se “tolerará rechazo alguno”.

Los familiares de la menor zapoteca advirtieron que denunciarán al personal médico y enfermeras.

Cinco casos en Oaxaca

El caso de la menor zapoteca es el quinto que se reporta en Oaxaca en los últimos siete meses de una mujer dando a luz afuera de una institución de salud por falta de atención inmediata.

Los cuatro casos anteriores ocurrieron en hospitales y clínicas de los Servicios de Salud que, como medida de apremio, han impuesto la cero tolerancia y destinado unos 17 millones de pesos para construir salas de labor de parto en sus representaciones en las seis jurisdicciones.

Por negligencia obstétrica hay cuatro médicos separados de su cargo y se sigue el proceso de investigación contra otros dos.

Además la Cofepris aplicó una multa al gobierno de Oaxaca por 100 mil pesos para corregir fallas en su sistema de salud.

También la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) emitió una recomendación por el primer caso, el de una mujer originaria del municipio de Jalapa de Díaz, quien dio a luz en el jardín de esa clínica rural, ubicada en la región de la Cuenca del Papalopan.

CNDH indaga si hubo negligencia

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) inició una queja de oficio para indagar violaciones a los derechos humanos cometidas contra una menor zapoteca que dio a luz afuera de la clínica 2 del IMSS, en Salina Cruz, Oaxaca.

El jueves pasado se dio a conocer que la joven de 16 años acudió al Seguro Social con dolor de parto y durante siete horas solicitó el servicio, pero el personal médico le indicó que aún faltaba tiempo para que naciera su hijo, por lo que ordenaron regresar más tarde, lo cual se repitió en tres ocasiones.

Después de solicitar atención por tercera vez, la menor intentó regresar a su domicilio, pero se dio cuenta que el nacimiento era inminente, dando a luz dentro de un vehículo, auxiliada por su madre, pues “aunque trató de volver al hospital, no alcanzó a llegar”, relató la CNDH.

Ante esos hechos, informó que visitadores adjuntos del organismo se trasladaron a ese municipio para recabar evidencia que permita acreditar la presunta violación a los derechos de la joven.

Además de entrevistarse con la menor y con sus familiares, el organismo señaló que requerirán el informe correspondiente a la autoridad de salud involucrada.

“La CNDH considera que la protección de la salud es un derecho elemental para todas las personas, particularmente para las mujeres en estado de gravidez, quienes se encuentran en situación de vulnerabilidad, y no tienen satisfechas sus necesidades materiales y de servicios básicos, indispensables para su desarrollo y salud.”

Relacionadas

Comentarios