En tres años no cambiarán los impuestos; gasto corriente disminuyó 0.3%

Luis Videgaray, secretario de Hacienda, dijo que se busca dar certidumbre para gasto, inversión y creación de empleos

COMPARTIR 
31/01/2014 08:48 Eduardo Cabrera corresponsal y Jorge Ramos/ Fotos: Cuartoscuro

MÉRIDA, 31 de enero.– Luis Videgaray, secretario de Hacienda, aseguró ayer que los impuestos establecidos en la Reforma Hacendaria no cambiarán en los próximos tres años, pues se busca dar a las familias, empresarios y trabajadores certidumbre para el gasto, la inversión y la creación de empleos.

La Reforma Hacendaria no se modificará. Ha sido aprobada, es la ley, y al gobierno corresponde ejercerla. Sin embargo, en las próximas semanas se presentará el pacto fiscal, que será un acuerdo en materia tributaria para ofrecer certidumbre a los contribuyentes”, dijo Videgaray, luego de finalizar una reunión plenaria con senadores del PRI y del PVEM en Mérida, Yucatán.

En conferencia de prensa, informó que, por primera vez en nueve años, el gasto corriente del gobierno disminuyó 0.3% en términos reales. “Es fruto del programa de austeridad y racionalización del gasto”, aseguró.

Este dato fue reportado también en el Informe sobre la Situación Económica, las Finanzas Públicas y la Deuda Pública al cuarto trimestre de 2013, que dio a conocer anoche Hacienda, en el que se destaca que la economía registró un alza de 1.3% durante el año pasado.

También se informó que el déficit del sector público en 2013 totalizó 46 mil 700 millones de pesos, cantidad equivalente al 0.3% del PIB y 0.1 puntos menor que el autorizado por el Congreso de la Unión para ese año.

 

El fisco dará más certidumbre

Luis Videgaray, secretario de Hacienda y Crédito Público (SHCP), dijo ayer que los impuestos que se han establecido en la Reforma Fiscal aprobada no variarán en los próximos tres años, pues lo que se busca es dar a las familias mexicanas, empresarios y trabajadores certidumbre para el gasto, la inversión y la creación de empleos.

“La Reforma Hacendaria no se modificará, ha sido aprobada, es la ley, y al gobierno corresponde ejercerla. Sin embargo, en las próximas semanas se presentará el pacto fiscal, que será un acuerdo en materia tributaria para ofrecer  certidumbre a los contribuyentes”, afirmó Videgaray, luego de finalizar una reunión plenaria con senadores del PRI y el PVEM en esta ciudad.

Además dijo que dicha reforma permitirá obtener recursos adicionales para la educación, salud y más infraestructura.

“Este año el presupuesto en este rubro es el más alto y servirá  para detonar proyectos como el tren transpeninsular, que correrá desde Punta Venado, Quintana Roo, hasta Mérida. Será un proyecto de obra pública”, manifestó.

Al hablar sobre la situación financiera de México, el funcionario señaló que hay un déficit bajo en cuenta corriente, la deuda pública interna es menor, el  sistema bancario está sólido y el capital es más robusto.

“Todo esto hace que la economía mexicana tenga fortalezas fundamentales, somos una economía emergente, abierta al comercio y, por tanto, la volatilidad tiene efectos, y ésta tiene que ver con el ajuste de la política monetaria de Estados Unidos y la de China, que es el principal factor de riesgo”, manifestó.

Dijo que hay que reconocer que México muestra una clara diferenciación de cómo se tratan en los mercados otras economías emergentes. “Si analizamos cómo se ha comportado la moneda mexicana de enero de 2013 a hoy, tiene apenas una depreciación de 4%. En cambio, el real brasileño tiene 18%, o la lira turca, que es de más de 25%… es decir, se observan características diferentes porque hay fundamentos sólidos a partir de la agenda de las reformas”, agregó.

Luis Videgaray aprovechó la conferencia de prensa para informar que, por primera vez en nueve años, el gasto corriente del gobierno disminuyó 0.3 por ciento en términos reales.

 

Meten freno al gasto corriente

Por primera vez en nueve años, el gasto corriente del gobierno federal disminuyó 0.3 por ciento real en 2013, como consecuencia del Programa de Austeridad que puso en marcha el presidente Enrique Peña Nieto al inicio de su administración, informó la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

En su Informe Sobre la Situación Económica, las Finanzas Públicas y la Deuda Pública al cuarto trimestre de 2013, también dio a conocer que el déficit del sector público en el año que recién concluyó totalizó 46 mil 700 millones de pesos, cantidad equivalente a 0.3 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB).

Dicho déficit resultó 0.1 puntos menor que el autorizado por el Congreso de la Unión para 2013, por un monto de 65 mil millones de pesos, equivalentes a 0.4 por ciento del PIB, sin considerar la inversión realizada por Petróleos Mexicanos (Pemex).

Los resultados favorables de finanzas públicas permiten hacer aportaciones a los fondos de estabilización e inversión, situación que no ocurría desde 2008. Así, los fondos de estabilización al cierre de 2013 suman 71 mil 91 millones de pesos”, dijo la SHCP.

Respecto a la situación económica del país, informó que en el cuarto trimestre de 2013 la economía de México creció 0.8 por ciento real, anual, con lo que el PIB del año que recién concluyó habría crecido 1.3 por ciento, en línea con la cifra revisada por la dependencia que encabeza Luis Videgaray.

Al cierre de 2013, la deuda del sector público federal se mantuvo estable.

El monto de la deuda neta del sector público se ubicó en 35 por ciento del PIB, en tanto que el saldo histórico de los requerimientos financieros del sector público ascendió a 38.3 por ciento del PIB. “Estas cifras se comparan favorablemente con la deuda bruta promedio de América Latina de 51.5 por ciento del PIB o en los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) de 74.6 por ciento del PIB.”

Los ingresos presupuestarios observaron un alza de 4.3 por ciento en términos reales.

Comentarios

Lo que pasa en la red