Preocupa a EU crimen fronterizo; sin frutos, fondos de iniciativa Mérida: análisis

El Congreso y Fuerza Aérea estadunidenses advierten riesgos a su seguridad nacional por violencia en territorio mexicano

COMPARTIR 
04/01/2014 05:53 Carmen Álvarez

CIUDAD DE MÉXICO, 4 de enero.- .- La violencia generada por el crimen organizado en los estados del norte de México y el riesgo de que esa situación se desborde hacia el otro lado de la frontera ha provocado preocupación en el gobierno de Estados Unidos, afirman análisis del Congreso y de la Fuerza Aérea de ese país.

El reporte US Mexican Security Cooperation: The Merida Initiative and Beyond, del Servicio de Investigaciones del Congreso estadunidense, advierte que la violencia “ha incrementado las preocupaciones sobre la estabilidad de México, un aliado clave en lo político y económico, y sobre la posibilidad de que la violencia se derrame hacia EU”.

También menciona que la “aparente debilidad” del sistema de justicia penal de México “parece haber limitado” la eficacia de los esfuerzos contra el crimen, como la Iniciativa Mérida.

El Centro Holm, de la Fuerza Aérea de EU, destaca en el análisis US Northcom Area of Responsability la necesidad de tomar medidas para hacer “la diferencia al interior de las fronteras”, independientemente de las relaciones de amistad que pueda tener con México. 

“Seguimos enfrentando desafíos contra la seguridad de nuestra nación que implican tener un entendimiento de esta región”, asegura el Centro Holm.

Teme EU contagio de violencia

La preocupación de que la violencia de los estados del norte de México siga derramándose a Estados Unidos ha provocado creciente inquietud en las altas esferas del gobierno de ese país, revelan análisis recientes del Congreso estadunidense y del centro de capacitación Jeanne M. Holm Center de la Fuerza Aérea norteamericana, entre otros.

“La aparente debilidad del sistema de justicia penal de México parece haber limitado la eficacia de los esfuerzos contra el crimen”, advierte el análisis titulado U.S. Mexican Security Cooperation: The Merida Initiative and Beyond, que difundió este año el Servicio de Investigaciones del Congreso del vecino país.

Mil 900 mdd autorizó el Congreso de EU durante el año fiscal 2008 al año fiscal 2012 destinados para la Iniciativa Mérida.

El documento, de 41 páginas, lamenta la “limitada efectividad” de los esfuerzos de la Iniciativa Mérida a pesar de que del año fiscal 2008 al año fiscal 2012 el Congreso estadunidense autorizó más de mil 900 millones de dólares para los programas de la Iniciativa Mérida y a pesar de que México invirtió unos 46.6 mil millones de dólares “de sus propios recursos” en seguridad.

“La violencia ha incrementado las preocupaciones sobre la estabilidad de México, un aliado clave en lo político y económico, y sobre la posibilidad de que la violencia se derrame a Estados Unidos”, dice.

El documento señala que el monto de 83.5 millones de dólares que el Departamento de la Defensa de Estados Unidos entregó a México en el año fiscal 2012 se redujo en el año fiscal 2013 y que la futura relación entre los departamentos de Defensa de Estados Unidos y de México dependerá de cómo conciba el presidente Enrique Peña Nieto el papel de las Fuerzas Armadas en los esfuerzos antidroga y anticrimen.

36 mil peticiones de asilo se hicieron en 2013 al gobierno de Estados Unidos, de quienes tratan de huir de la violencia en México.

En ese mismo tenor, otro análisis del tema elaborado por el Centro Holm para la capacitación de oficiales de la Fuerza Aérea estadunidense expresa la misma preocupación, pero pone sobre la mesa la necesidad de tomar medidas para hacer “la diferencia al interior de las fronteras de la nación”, independientemente de las relaciones de amistad que Estados Unidos pueda tener con los países que forman parte del área de responsabilidad del Comando Norte del ejército de Estados Unidos.

“Seguimos enfrentando desafíos contra la seguridad de nuestra nación, que implican tener un entendimiento de esta región que es crucial para la seguridad nacional”, dice el análisis tituladoUS Northcom Area of Responsability del Centro Holm.

El texto precisa que el área de responsabilidad del Comando Norte del ejército estadunidense abarca la zona continental de Estados Unidos, Alaska, Canadá, México y las aguas que los rodean hasta aproximadamente 500 millas náuticas (926 mil kilómetros), que incluyen zonas colindantes por aire, por tierra y por mar.

83.5 millones de dólares entregó el Departamento de la Defensa de Estados Unidos a México en 2012.

“También incluye el Golfo de México, los estrechos de Florida y porciones del Caribe que contienen a las Bahamas, a Puerto Rico y a las Islas Vírgenes”, dice.

Y para ilustrar la gravedad que han tenido ese tipo de reclamaciones en  el marco de la relación bilateral entre México y Estados Unidos, la obra Empire and Revolution. The Americans in Mexico since the Civil War, de John Mason Hart (University of California Press, 2001) reprodujo un fragmento de un artículo sin firma que The New York Times publicó el 13 de julio de 1868, atribuido a los círculos expansionistas del vecino país:

“Los estados mexicanos del norte son una fuente de debilidad en vez de fortaleza para el gobierno central. El gobierno de Estados Unidos necesita a esos estados (…) y México liberado de su carga de endeudamiento y de un territorio reconocido por alimentar conmociones civiles, podrá entonces ser capaz de establecer un gobierno republicano sobre una base firme y, en caso de no llegar a ese acuerdo, se hundirá cada vez más en un golfo de anarquía.”

El pasado 28 de diciembre, dicho diario neoyorquino informó en su artículo titulado A Civil Servant in Mexico Tests U.S. on Asylum, que el número de peticiones de asilo al gobierno de Estados Unidos de quienes tratan de huir de la violencia en México, se disparó de 13 mil 800 solicitudes en 2012 a 36 mil solicitudes en 2013.

“Este es un estado fallido (…) El gobierno no puede dar seguimiento a nada”, dice una cita del artículo atribuida a Ramón Contreras Orozco, jefe de Tenencia en La Ruana, Michoacán, “un oscuro funcionario mexicano” que se ha dedicado a ayudar a quienes tratan de huir de la violencia en el país.

Para propósitos jurídicos, el derrame de la violencia al otro lado de la frontera norte de México con Estados Unidos ha sido minuciosamente documentado por la organización de activistas anticorrupción Judicial Watch, desde la década pasada.

El organismo privado ha documentado, por ejemplo, las incursiones al sur de Estados Unidos por personal del gobierno mexicano, los agentes de la Patrulla Fronteriza acusados de recibir sobornos de los cárteles mexicanos de la droga, las incursiones desde territorio mexicano de indocumentados acusados de pertenecer a grupos terroristas de otros países, entre otras cosas.

“Los cárteles mexicanos ayudan a Hezbollah a infiltrar EU” (Mexican Cartels Help Hezbollah Infiltrate U.S.), publicó The Judicial Watch Blog en su edición del pasado 18 de octubre.

Iniciativa Mérida

Es un programa de cooperación que reconoce las responsabilidades compartidas de Estados Unidos y México de luchar contra la violencia generada por las drogas que amenaza a ciudadanos de ambos países.

  • En agosto de 2010, abrieron una oficina bilateral de implementación en el DF, la cual permite intercambios diarios entre personal técnico de Estados Unidos y México.
  • Funcionarios de Estados Unidos y México han estado colaborando en diversos niveles mediante reuniones de trabajo periódicas de un grupo bilateral de instrumentación.
  • Se ha capacitado a más de cuatro mil 500 nuevos investigadores en la academia de la Policía Federal en San Luis Potosí. Los cursos han sido impartidos por profesionales policiacos de Estados Unidos, Colombia, España, Canadá y la República Checa.
  • Desde el comienzo de la Iniciativa Mérida, Estados Unidos ha entregado equipo y capacitación con un valor de más de 465 millones de dólares, incluyendo 25 millones en equipo para inspección no intrusiva.
  • Se han entrenado mil 869 nuevos custodios en las más nuevas técnicas para retener, clasificar y transportar prisioneros. Estados Unidos ha capacitado a entrenadores mexicanos en Nuevo México y en Colorado, y tiene en México a varios expertos en correccionales colaborando con oficiales mexicanos.
  • Un amplio programa canino en tres agencias mexicanas utiliza de manera eficaz a perros que han sido entrenados por expertos estadunidenses en la interdicción de narcóticos, armas de fuego y municiones.
  • Estados Unidos ha aportado soporte aéreo para suplementar una agresiva estrategia policiaca del gobierno de México. Se han entregado helicópteros Bell 412 a la SEDENA, y helicópteros Blackhawk UH-60 a la SSP.

 

Comentarios

Lo que pasa en la red