Sondeo ratifica ventaja de Silva

La candidata ecologista vencería a la actual mandataria, Dilma Rousseff, en una segunda vuelta electoral

COMPARTIR 
05/09/2014 02:11 Notimex y EFE
La candidata a la Presidencia por el Partido Socialista Brasileño, Marina Silva, durante un mitin político realizado en el barrio de Rocinha, en Río de Janeiro. Foto: AP
La candidata a la Presidencia por el Partido Socialista Brasileño, Marina Silva, durante un mitin político realizado en el barrio de Rocinha, en Río de Janeiro. Foto: AP

RÍO DE JANEIRO, 5 de septiembre.– La candidata presidencial del Partido Socialista Brasileño (PSB), Marina Silva, lidera las encuestas para las elecciones del próximo 5 de octubre, en las que obtendría un empate con su principal oponente, y en una segunda vuelta vencería.

Un sondeo publicado ayer reveló que Silva obtendría 34 por ciento de los votos en la primera vuelta de los comicios, tan sólo un punto menos que la presidenta y candidata a la reelección por el Partido de los Trabajadores (PT), Dilma Rousseff, quien obtendría 35 por ciento de los sufragios.

En una segunda ronda de las elecciones presidenciales, Silva lograría 48 por ciento de los votos, mientras Rousseff tendría 41 por ciento, según la encuesta del Instituto Datafolha publicada ayer.

La candidatura de Silva por el PSB, que se produjo tras la muerte del candidato Eduardo Campos en un accidente aéreo, supuso un profundo cambio en la dinámica de la campaña para la carrera presidencial, que lideraba hasta hace menos de un mes Rousseff con gran
comodidad.

El sondeo, que fue realizado con más de 10 mil electores entre el 1 y el 3 de septiembre y tiene un margen de error de dos puntos, confirma la candidatura de Silva a convertirse en la primera Presidenta de ascendencia africana y ecologista de Brasil, pese a las críticas recibidas esta semana por sus rivales.

Acusan a Silva de no tener programa político, de ser inexperta en puestos ejecutivos y de ser una fundamentalista religiosa de la confesión evangélica, críticas que ella niega.

Dice sentir prejuicios

Marina Silva dijo ayer que siente que su condición de evangélica genera “prejuicios”.

La candidata se quejó en una entrevista con la red RBS de televisión de que la prensa insiste en cuestionarla sobre su posición personal en torno a asuntos polémicos como el aborto y el matrimonio homosexual.

“Esas preguntas me las hacen a mí porque soy evangélica. Nunca vi que se las hicieran a un líder católico o a una persona que diga no tener religión”, afirmó Marina al ser cuestionada sobre la influencia de sus creencias en sus decisiones.

La exsenadora y exministra de Medio Ambiente consideró esa situación como una demostración de “prejuicio” contra los evangélicos en Brasil.

“La fe de cualquier persona forma parte de su vida y creo que debe ser respetada tanto como la de las personas que no tienen ninguna fe. El Presidente de la República comprometido con el Estado laico tiene que defender el Estado laico”, afirmó
Silva.

Antes de ingresar a la iglesia Asamblea de Dios, Silva era católica y llegó a estar en un convento.

Video Recomendado

Comentarios

Lo que pasa en la red