Despiden miles a joven afroamericano Michael Brown en Misuri

Una multitud asiste al funeral del joven de 18 años que murió a manos de un policía en la comunidad de Ferguson; su entierro se realizará en privado

COMPARTIR 
25/08/2014 11:15 Agencias / Fotos: AP y Reuters

WASHINGTON, 25 de agosto.- Miles de personas formaron largas filas este lunes a las afueras de una iglesia en St. Louis, Misuri, para atender los servicios funerarios del joven afroamericano Michael Brown, asesinado hace tres semanas por un policía blanco.

Las exequias en la iglesia Friendly Temple Missionary Baptist representaron un respiro en la oleada de protestas en la comunidad de Ferguson desde que el joven de 18 años de edad fue muerto por el policía Darren Wilson, en circunstancias confusas hasta ahora.

El gobernador de Misuri, Jay Nixon, que había confirmado su asistencia, canceló su participación luego de que la familia de Brown se manifestara en su contra.

Entre las personalidades que asistieron al funeral se encuentran el líder de los derechos cívicos Al Sharpton, el reverendo Jesse Jackson, tres funcionarios de la Casa Blanca, el director de cine Spike Lee, el rapero Snoop Dogg, y el músico y productor Sean ‘P. Diddy’.

También acudireron familiares de Trayvon Martin, un adolescente afroamericano que murió tiroteado por un vigilante voluntario en Florida en 2012, cuando volvía a casa de su padre después de comprar unos caramelos en una tienda cercana.

Así como de Sean Bell, otro afroamericano, que murió tras recibir cincuenta disparos por parte de agentes en medio de una lluvia de balas en 2006 la noche en que había salido a celebrar su despedida de soltero, cuando tenía 23 años.

El domingo, los padres del joven pidieron a los residentes de Ferguson y simpatizantes abstenerse de efectuar manifestaciones en anticipación al funeral.

Brown, abatido a plena luz del día por un policía el 9 de agosto, será luego enterrado en presencia de su familia en el cementerio St. Peters de Saint Louis.

El joven, quien estaba a punto de iniciar sus estudios superiores, salía sin portar ninguna arma de una tienda de licores de Ferguson donde acababa de robar una caja de cigarros cuando fue asesinado por el oficial de policía Darren Wilson.

Las versiones de la policía y de varios testigos difieren. Para algunos, Brown intentó quitarle el arma al policía que entonces le disparó. Para otros, incluido un amigo que lo acompañaba, tenía las manos arriba.

Según la autopsia realizada por la familia y el Departamento de Justicia estadounidense, el joven recibió al menos seis disparos.

jrr

Comentarios

Lo que pasa en la red