GB alista nueva ley de espionaje

El gobierno británico obligará a las compañías de telecomunicaciones a retener los datos de los clientes durante un año

COMPARTIR 
11/07/2014 01:08 Reuters, AFP y AP
El premier británico, David Cameron (izq.), dijo que la ley sólo restauraría los poderes existentes. Foto: Reuters
El premier británico, David Cameron (izq.), dijo que la ley sólo restauraría los poderes existentes. Foto: Reuters

LONDRES, 11 de julio.— Gran Bretaña dijo ayer que impulsará una ley urgente para obligar a las compañías de telecomunicaciones a retener los datos de los clientes durante un año, argumentando que la medida es vital para proteger la seguridad nacional tras una decisión en sentido contrario del Tribunal Superior Europeo.

Las empresas de comunicación debían conservar los datos durante 12 meses bajo una directiva de la Unión Europea (UE) de 2006, que fue rechazada en abril por el Tribunal Europeo de Justicia porque infringía los derechos humanos.

Ese rechazo podría evitar que la policía y las agencias de inteligencia tengan acceso a la información sobre qué clientes contactaron a quién por teléfono, mensaje de texto o correo electrónico, además de dónde y cuándo, señaló el gobierno de coalición británico.

Dicha información ha sido utilizada por los servicios de seguridad en todas las investigaciones antiterroristas en la última década, y es de vital importancia que esos poderes no estén comprometidos cuando hay una creciente preocupación sobre británicos viajando a Irak y Siria para unirse a grupos islamistas, añadió el gobierno.

El primer ministro David Cameron hizo hincapié en que la ley de emergencia sólo restauraría los poderes existentes y los convertiría en ley, garantizando que las investigaciones no sufran dificultades y otorgaría protección a las empresas de telecomunicaciones de posibles desafíos legales.

Las medidas, precisó, no proporcionarían ningún nuevo poder a las autoridades para acceder a los datos personales de los británicos o al contenido de sus llamadas y correos electrónicos.

“Ningún gobierno introduce legislación de vía rápida a la ligera. Pero las consecuencias de no actuar son muy graves”, dijo Cameron en un comunicado.

“Quiero ser muy claro en que no estamos introduciendo nuevos poderes o capacidades, esto no es para este Parlamento. Esto es para restaurar dos medidas vitales que garantizan que nuestra policía y agencias de inteligencia conserven las herramientas adecuadas para mantener a todos a salvo”.

 

Pierde energía

Espiar a los aliados es una pérdida de energía, aseguró ayer la canciller alemana, Angela Merkel, cuando se le preguntó por dos supuestos casos de espionaje estadunidenses, que han salido a la luz en los últimos días y causado indignación en Alemania.

“Desde mi punto de vista, espiar a los aliados (...) es una pérdida de energía. Tenemos muchos problemas, deberíamos centrarnos en las cosas importantes”, dijo Merkel en uno de sus comentarios más fuertes sobre el tema en una conferencia de prensa con el primer ministro moldavo, Iurie Leanca.

 

Niega robo de información

El secretario de Estado de EU, John Kerry, negó la información de The New York Times que señalaba que hackers en China se infiltraron en computadoras estadunidenses y accedieron a expedientes de empleados públicos.

El diario publicó que los hackers accedieron a currículums, información personal  y contactos en el extranjero de funcionarios que solicitaron autorizaciones de seguridad secretas.

 

Relacionadas

Comentarios