Reclaman a 190 niñas que fueron plagiadas

Militantes nigerianas protestaron para pedir al gobierno dar con el paradero de las menores

COMPARTIR 
01/05/2014 01:52 Notimex, AFP y EFE
Un grupo de madres, de las niñas secuestradas por la milicia radical islámica Boko Haram en una escuela de Chibok, protestó frente a la Asamblea Nacional de Nigeria, para denunciar la falta de información por parte del gobierno. Foto: AFP
Un grupo de madres, de las niñas secuestradas por la milicia radical islámica Boko Haram en una escuela de Chibok, protestó frente a la Asamblea Nacional de Nigeria, para denunciar la falta de información por parte del gobierno. Foto: AFP

ABUJA, 1 de mayo.– Miles de mujeres realizaron ayer una marcha en Abuja, capital de Nigeria, para pedir la liberación de unas 190 niñas que siguen en paradero desconocido dos semanas después de ser secuestradas por militantes islámicos en el noreste del país.

La manifestación, llamada “la marcha del millón de mujeres”, pretende presionar al gobierno nigeriano para que intensifique las labores de rescate de las niñas, que podrían haber sido ya trasladadas a Camerún y Chad.

Las mujeres, vestidas de negro, marcharon a la Asamblea Nacional para denunciar la falta de información por parte del gobierno, al que han criticado por no hacer suficiente para rescatar a las niñas, que fueron raptadas en un internado en una área remota.

En respuesta a la petición de los manifestantes, el senador Bernabé Gemade aseguró que el gobierno “está trabajando y haciendo todo lo posible para resolver este asunto”, según el diario nigeriano Daily Trust.

Por su parte, el senador Ali Ndume expresó su apoyo a las madres de las adolescentes secuestradas y prometió intensificar la búsqueda, ya que cuanto más se demore el rescate “más traumatizante será para las niñas”.

El pasado 14 de abril, presuntos miembros del grupo islámico Boko Haram atacaron una escuela de enseñanza secundaria de Chibok, en el estado de Borno, noreste de Nigeria, de donde secuestraron a más de 230 alumnas, pero al menos 50 lograron huir.

Se teme que las adolescentes hayan sido trasladadas a la zona fronteriza con Camerún y Chad, donde podrían estar siendo vendidas como esposas a los milicianos.

La vocera de la organización Mujeres por la Paz y la Justicia, Hadiza Usman, lamentó la víspera que el ejército y el gobierno no hayan logrado avances significativos en la operación de rescate.

“¿Cómo puede ser que en la era de los drones (aviones no tripulados) y el Google Maps, 200 chicas desaparezcan sin dejar rastro?”, declaró Usman en un comunicado divulgado por medios internacionales.

Pese a que la autoría del secuestro no ha sido reivindicada, las autoridades nigerianas sospechan de que ha sido obra del grupo Boko Haram, cuyo nombre significa en lengua local “la educación no islámica es pecado”.

Esta milicia radical lucha por instaurar la ley islámica (sharia) en el norte de Nigeria, de mayoría musulmana, mientras que el sur del país es predominantemente cristiano.

 

Comentarios

Lo que pasa en la red