Manifestantes prorrusos proclaman independencia de la región ucraniana de Donetsk

Convocan la celebración de un referéndum de adhesión a Rusia antes del 11 de mayo; Kiev denuncia la preparación de una intervención rusa en el este del país

COMPARTIR 
07/04/2014 23:53 EFE / Fotos: AP y Reuters

KIEV, 8 de abril.- Manifestantes prorrusos atrincherados en la sede del Gobierno de la región ucraniana de Donetsk proclamaron hoy la independencia de esa zona rusoparlante de Ucrania y convocaron la celebración de un referéndum de adhesión a Rusia no más tarde del próximo 11 de mayo.

La República Popular de Donetsk se crea dentro de los límites administrativos de la región. La decisión sobre esto entrará en vigor después de la celebración del referéndum", leyó el documento uno de los líderes del autoproclamado Consejo Popular de Donetsk (CPD), que no reconoce a las nuevas autoridades de Ucrania.

Al mismo tiempo, el nuevo órgano de poder regional solicitó ayuda a Moscú para resistir ante la junta de Kiev.

Sólo en Rusia vemos al defensor de nuestra cultura rusa. Únicamente un contingente de paz del Ejército ruso puede mandar una clara señal a la junta de Kiev, que ha tomado el poder con armas y sangre", exclamó el representante del CPD.

Agregó que el recién creado órgano de poder popular, que se contrapone al gobernador regional designado por Kiev, se dirigirá al presidente de Rusia, Vladimir Putin, para pedir una intervención militar de ese país en la región.

Estamos listos para luchar por nuestras ideas, por nuestros ideales, pero sin vuestro apoyo, sin la ayuda de Rusia no nos será fácil resistir ante la junta de Kiev", declaró el activista prorruso.

Los manifestantes creen que "Ucrania está sumida en una sucesión de acontecimientos catastróficos, que llevan a la sociedad hacia un colapso socioeconómico, la guerra civil y la división. La junta de Kiev ha iniciado represiones y arrestos contra la población rusoparlante".

Los activistas, que controlan dos edificios administrativos en la región (las sedes del Gobierno regional y del Servicio de Seguridad de Ucrania, tomadas en las últimas horas), arriaron la bandera de la región de Donetsk que ondeaba sobre el Ejecutivo e izaron el estandarte de la organización civil "República de Donetsk".

Los separatistas, en un claro paralelismo con las protestas que derrocaron en Kiev al expresidente Viktor Yanukovich, han empezado a levantar barricadas y a repartir comida a las puertas de la sede del Gobierno regional.

Algunos manifestantes, protegidos con cascos y máscaras, han acumulado adoquines a las puertas de la administración.

El asalto y la toma de la sede del Ejecutivo regional en Donetsk, el tercero en lo que va de mes, se produjo ayer después de una manifestación prorrusa en la capital de la región minera, una de las más ricas del país y patria chica del depuesto Yanukovich.

También en Jarkov, la segunda ciudad del país, los manifestantes controlan la sede del gobierno de esa región y exigen un modelo de Estado federal para Ucrania y el estatus de idioma oficial para el ruso, lengua mayoritaria en todo el este ucraniano.

Las manifestaciones prorrusas y los asaltos a las sedes estatales en el este de Ucrania se repiten desde el vuelco de poder en Kiev a finales del pasado mes de febrero, algo que hace temer a las autoridades ucranianas de que pueda repetirse el escenario de Crimea.

La península de Crimea se incorporó a Rusia tras celebrar un referéndum el pasado 16 de marzo, después de una intervención militar rusa bajo el pretexto de que la población, mayoritariamente rusa, estaba amenazada por los radicales ultranacionalistas ucranianos.

Denuncian planes de intervención

El primer ministro ucraniano, Arseni Yatseniuk, denunció hoy la preparación de una intervención rusa en el este del país, sumido en enfrentamientos entre las fuerzas pro rusas y la policía.

Todos se dan cuenta de que está teniendo lugar un plan contra Ucrania, contra (las ciudades de) Donetsk, Lugansk y Jarkov. Un plan de desestabilización (...) para que las tropas extranjeras (rusas) crucen la frontera y ocupen el territorio del país", dijo el jefe del Gabinete al abrir una sesión parlamentaria.

Agregó que las autoridades no permitirán que tal escenario se desarrolle, para lo cual, según Yatseniuk, el viceprimer ministro, Vitali Yarema, se desplazó a Donetsk, principal escenario estos días de las manifestaciones pro rusas.

Mientras, el ministro del Interior, Arsen Avakov, fue enviado a Jarkov, donde los manifestantes asaltaron y tomaron anoche la sede del Gobierno regional, que más tarde fue liberada.

Además, varios altos cargos de los servicios secretos ucranianos viajan hoy a Lugansk, ciudad en la que grupos pro rusos también se hicieron ayer con el control de las sedes del Gobierno regional y del Servicio de Seguridad de Ucrania.

La ex primera ministra y candidata a la presidencia de Ucrania Yulia Timoshenko calificó de "agresión de Rusia" la toma de los edificios oficiales en las ciudades orientales ucranianas.

Timoshenko anunció que se desplazará inmediatamente a la ciudad de Donetsk.

Yatseniuk desmintió también las informaciones sobre la retirada de las tropas rusas de las inmediaciones de las fronteras ucranianas.

De hecho, nadie ha retirado las tropas, éstas permanecen a una distancia de 30 kilómetros de las fronteras de Ucrania", dijo.

Por otra parte, Yatseniuk tildó los llamamientos de Moscú a "federalizar Ucrania" de "intento de destruir la integridad del Estado, un escenario ideado por Rusia para desmembrar y destruir a Ucrania".

Anuncian medidas contra manifestantes armados

El presidente de Ucrania, Alexandr Turchinov, advirtió hoy de que el país prepara medidas antiterroristas contra los manifestantes que han tomado las armas en el este de Ucrania para oponerse a las autoridades del país.

Esta noche se ha creado un centro anticrisis, y se adoptarán medidas antiterroristas contra aquellos que han tomado las armas", dijo Turchinov en un mensaje a la nación transmitido por televisión después de que manifestantes prorrusos tomaran en las últimas horas varias sedes administrativas del Estado en el este del país.

El mandatario acusó a Moscú de estar detrás de las manifestaciones prorrusas y los asaltos a edificios gubernamentales en el este del país y aseguró que la defensa en la frontera con Rusia ha sido reforzada.

Lo que hemos presenciado ayer es la segunda ola de la operación especial de la Federación de Rusia contra Ucrania", subrayó Turchinov.

Anunció además que la Rada Suprema (Parlamento) de Ucrania debatirá mañana el endurecimiento de la responsabilidad penal por el separatismo y otros crímenes contra el Estado, y la prohibición de partidos políticos y organizaciones civiles que defienden las posturas separatistas y trabajan en contra de su propio Estado.

Respeto las distintas posturas políticas, incluidas las de nuestros oponentes. Pero el separatismo y el empleo de las armas contra el propio Estado, algo que amenaza directamente la seguridad y la vida de nuestros ciudadanos, no es política, es un crimen grave. Y contra los criminales actuaremos con determinación", aseveró Turchinov.

jrr

Relacionadas

Comentarios