Presidente de Francia nombra nuevo primer ministro

Francois Hollande designa al socialista Manuel Valls en sustitución de Jean-Marc Ayrault, luego de sufrir un importante revés en las elecciones municipales

COMPARTIR 
31/03/2014 23:38 AP

PARÍS, 31 de marzo.- El presidente Francois Hollande nombró el lunes al socialista Manuel Valls, de 51 años, como el nuevo primer ministro.

En un discurso televisivo grabado de antemano, Hollande dijo que Valls, quien se desempeñaba como ministro del Interior, encabezaría un "gobierno combativo".

Hollande admitió que es "momento de iniciar una nueva etapa", apenas 24 horas después de que el gobernante Partido Socialista sufriera un grave revés en las elecciones municipales que eran vistas como un referendo sobre el liderazgo del mandatario.

Decepcionados del manejo de la economía con los socialistas, muchos electores votaron por candidatos conservadores o de extrema derecha en los comicios del domingo, y el presidente prevé que la restructuración mejore la aceptación popular del gobierno.

Valls reemplazará a Jean-Marc Ayrault.

El gobierno no ha cumplido con sus promesas de reducir el desempleo, que se ubica por encima del 10%, e impulsar el crecimiento, que alcanzó apenas un 0.3% el año pasado, según cifras dadas a conocer el lunes.

La baja participación electoral y el mal desempeño de los candidatos socialistas realmente envían un mensaje a Hollande de que tiene que cambiar su gabinete, tiene que restructurar, dijo Hall Gardner, profesor de política en la Universidad Americana de París.

Se esperaban cambios especialmente en el ministerio de Finanzas, que ha ahuyentado a los inversionistas con altos y complejos impuestos y ha batallado para encontrar soluciones a un bajo crecimiento crónico y al creciente desempleo.

Se prevé que Hollande se apegue a un plan general para una reducción a los impuestos a las actividades laborales destinado a crear empleos, incluso si esto también implica recortes a los gastos que suelen ser impopulares.

Los mayores ganadores del domingo fueron los candidatos del Frente Nacional de extrema derecha, que se impusieron en las elecciones de 12 alcaldías y se apoderaron de mil 546 puestos en los ayuntamientos locales, dijo el partido el lunes. Eso es menos de lo que temían algunos socialistas, pero sigue siendo una cifra alta para el partido, cuya líder Marine Le Pen ha tratado de suavizar su imagen xenófoba y se ha acercado al descontento generalizado con la política menos radical.

Mientras tanto las malas noticias económicas siguieron llegando. La agencia de estadística estatal dijo el lunes que el déficit se redujo menos de lo esperado el año pasado, lo que provocó críticas del comisario económico de la Unión Europea.

La economía francesa evitó caer en una nueva recesión al crecer 0.3% en el último trimestre, pero la perspectiva de crecimiento en general es reducida.

jrr

Relacionadas

Comentarios