Avión desaparecido cambió ruta: militar

El jefe de la fuerza aérea de Malasia, Daud Rodzali, informó que un radar detectó la aeronave en el estrecho de Malaca

COMPARTIR 
12/03/2014 05:40 AP, AFP, EFE, DPA y José Carreño Figueras

KUALA LUMPUR, 12 de marzo.— El avión Boeing 777 desaparecido desde el viernes pasado cambió de rumbo y llegó al estrecho de Malaca, a cientos de kilómetros de la última posición registrada por las autoridades civiles, según datos de radar en manos de las fuerzas militares de Malasia, informó ayer un alto funcionario militar.

La revelación introdujo un misterio más en la investigación de la aeronave desaparecida y planteó nuevas preguntas acerca de por qué el avión no estaba transmitiendo señales detectables por los radares civiles.

El jefe de la fuerza aérea de Malasia, general Daud Rodzali, informó al diario local Berita Harian que un radar de una base militar de Malasia detectó al avión a las 2:40 de la mañana cerca de Pulau Perak, en la parte norte del estrecho, un canal muy transitado que separa la costa occidental de Malasia de la isla indonesia de Sumatra.

Después de eso, se perdió la señal del avión”, dijo.

Un funcionario militar de alto rango que participa en la investigación confirmó el informe periodístico y dijo que se cree que el avión volaba a baja altura. El funcionario habló bajo condición de anonimato, debido a lo delicado del tema.

El avión, que transportaba a 239 personas, desapareció de las pantallas de radar menos de una hora después de haber iniciado su vuelo y sin haber emitido señales de auxilio.

Anteriormente, las autoridades habían dicho que los pilotos del avión —que despegó de Kuala Lumpur, en la costa occidental de Malasia rumbo a Pekín— intentaron regresar a Kuala Lumpur, pero también expresaron su sorpresa que lo hayan hecho sin informar al control en tierra.

En tanto, el director de la Agencia Central de Inteligencia estadunidense (CIA), John Brennan, afirmó que existe la posibilidad de un acto de
terrorismo detrás de la desaparición del avión de Malaysia Airlines.

No descartaría esa posibilidad del todo”, dijo Brennan, al indicar que aunque la investigación sigue y hasta el momento no se determina lo que sucedió, “no es momento para relajarnos porque existen grupos terroristas determinados a llevar a cabo ataques, especialmente contra aviones”.

Brennan, primer responsable estadunidense en referirse a una posible reivindicación, contradijo públicamente al secretario general de Interpol, Ronald K. Noble.

Cuantas más informaciones tenemos, más nos inclinamos por concluir que no se trata de un incidente terrorista”, declaró el secretario general de Interpol, Ronald K. Noble.

 

“Iraníes no son terroristas”

Los pasajeros que viajaban con pasaporte robado en el avión malasio desaparecido eran inmigrantes iraníes y “probablemente no eran terroristas”, informó ayer la Interpol.

Pouri Nourmohammadi, de 18 años, y Delavar Seyedmohammadreza, de 29, viajaban con un pasaporte de Austria y de Italia, que fueron declarados robados en Tailandia, señaló el secretario general de Interpol, Ronald Noble, en Lyon, Francia.

Estos dos individuos probablemente no eran terroristas”, sino “tal vez sólo gente con la que se traficaba”, dijo.

El primero usó pasaporte iraní para viajar de Doha a Kuala Lumpur, donde no se necesita visado y luego se subió al avión malasio con destino a Pekín con un pasaporte robado, indicó.

La policía de Malasia dijo que tenía la intención de emigrar a Alemania. Por su parte, el diario sueco Aftonbladet señala refiriéndose al segundo iraní que quería llegar a Suecia para pedir asilo. La información se remite a un pariente lejano suyo, de nacionalidad sueca.

Los operativos de búsqueda del avión de Malaysian Airlines ampliaron su radio de búsqueda, incluyendo montañas y colinas cerca de la última localización conocida del aparato, pero hasta el momento no han encontrado nada, informaron fuentes oficiales.

En tanto, la Interpol dio a dos aerolíneas acceso directo a su base de datos de pasaportes robados, en un proyecto destinado a dificultar el uso fraudulento de documentos por parte de criminales, afirmó el jefe de la organización.

El diario argentino Clarín informó, por su parte, que el piloto de la aeronave desviada acostumbraba pasar a la cabina a varias mujeres con las que convivía durante los vuelos largos.

 

Sistema operativo vulnerable

El sistema operativo que se le colocó a las más recientes aeronaves tipo Boeing 777 carece de seguridad y es vulnerable a su intervención, destacó ayer en un boletín el Diario Federal de Estados Unidos.

Éstos tienen características de diseño novedosas o inusuales asociadas con la arquitectura y la conectividad de los sistemas de redes informáticas de gestión de datos.

Este sistema de red se compone de un servidor de archivos, un dispositivo de extensión de la red y otras interfaces configuradas por la opción del cliente, lo que supone riesgo, señaló.

Mientras que el radio de búsqueda del avión de Malaysia Airlines se amplió, DigitalGlobe, una compañía de imágenes satelitales de EU, convocó a voluntarios a sumarse a la ubicación de la aeronave.

 

Robados, 40 millones de pasaportes

La Policía Internacional (Interpol) tiene registro de unos 40 millones de pasaportes robados, pero denunció que apenas tres países revisan correctamente la documentación de salida de pasajeros internacionales.

La Interpol estimó que mil millones de personas salen al año sin que las aerolíneas verifiquen la autenticidad de sus documentos o comparen con la base de datos de pasaportes robados de la Interpol.

Se estima que el número de viajeros internacionales es de 3.1 mil millones anuales.

Roland K. Noble, director de la Interpol, señaló que la base de datos estaba hasta ahora sólo al alcance de los gobiernos y que pronto comenzará un programa piloto con Air Arabia y Qatar Airlines, que podrán hacer la verificación directa. Precisó que sólo tres países se preocupan por verificar la documentación de los pasajeros: EU, Reino Unido y Emiratos Árabes Unidos.

Relacionadas

Comentarios