Estados Unidos supera ola de frío

El deshielo es ahora lo que ocasiona problemas en las tuberías de viviendas

COMPARTIR 
10/01/2014 02:45 DPA y AP

WASHINGTON, 10 de enero.– Estados Unidos superó la intensa ola de frío polar que sufrió durante varios días, con temperaturas de hasta 40 grados bajo cero.

El tiempo gélido que castigó a Estados Unidos y también a Canadá se dirigió ayer hacia el norte.

Las temperaturas más cálidas se verán acompañadas de lluvias, niebla y nieve, según lo indicaron los meteorólogos.

Ayer ya se medían temperaturas habituales para esta época en varios estados norteamericanos.

El aire caliente transformó las cañerías de agua congeladas y rotas en bombas de tiempo.

En Kansas City, Missouri, debió ser evacuado un edificio de 30 pisos luego de que se descongelaran tuberías e inundaran el sótano donde se encontraba también la instalación eléctrica.

Cañerías rotas también dañaron más de 50 viviendas en Chattanooga, Tennessee, indicó la cadena estadunidense CNN.

En otros lugares, los habitantes celebraron en cambio el deshielo: los residentes de Ohio llegaron a temer por falta de agua potable a causa de la ola polar.

Debido a que las válvulas de entrada de una instalación de tratamiento de agua se congelaron, tenían un acceso limitado al agua fresca.

Por ejemplo, la ciudad de Avon llamó a sus habitantes a proceder de manera ahorrativa con el agua.

El alcalde Bryan Jensen le rogó a los vecinos que de momento no se bañaran, no se ducharan ni lavaran la ropa. Incluso la descarga de agua del inodoro debía usarse, en lo posible, menos de lo habitual. La localidad finalmente levantó estas restricciones ayer.

La ola de frío polar en Norteamérica, que se estima fue la más intensa en unas dos décadas, alcanzó su punto máximo el 6 y 7 de enero.

Daños por 5 mil millones

Refugiarse en casa en lugar de ir a trabajar, la cancelación de miles de vuelos y la reparación de tuberías reventadas tuvo un precio, el cual se ha calculado en 5 mil millones de dólares.

El frío congelante provocó la mayor interferencia económica ocasionada por el clima desde la supertormenta Sandy en 2012, dijo Evan Gold, vicepresidente senior de Planalytics, una compañía especializada en información climática para negocios, con sede en un suburbio de Filadelfia.

Aunque el impacto no fue para nada cercano al de Sandy, que ocasionó alrededor de 65 mil millones de dólares tan sólo en daños a propiedad, el impacto del frío extremo provino de su extensión.

Hubo mucha actividad económica que no ocurrió”, dijo Gold; “parte de ella se recuperará, pero otra simplemente se pierde”.

La principales líneas aéreas de Estados Unidos, las cuales cancelaron cerca de 20 mil vuelos desde el jueves de la semana pasada, perdieron entre 50 y 100 millones de dólares, dijo Helane Becker, un analista de Cowen and Co. En Nueva York.

La aerolínea JetBlue fue golpeada de manera especialmente fuerte debido a que 80% de sus vuelos pasan por Nueva York o Boston, donde tuvo que interrumpir operaciones de la tarde del lunes al martes.

Pero siempre alguien se beneficia: Hopper Research, con sede en Boston, dijo que las temperaturas heladas ocasionaron un aumento de 52% en búsquedas de vuelo a Cancún, México.

Comentarios

Lo que pasa en la red