“No sólo cambió leyes, cambió los corazones”: Barack Obama

El presidente de EU, junto con Raúl Castro, de Cuba; Dilma Rousseff, de Brasil ; Li Yuanchao, vicepresidente de China y el presidente de Sudáfrica Jacob Suma, emitieron discursos

COMPARTIR 
11/12/2013 05:05 Georgina Olson/Enviada
El presidente estadunidense, Barack Obama, destacó la lucha que Mandela ganó en Sudáfrica. Foto: AFP

 

JOHANNESBURGO, 11 de diciembre.— La gran aportación de Nelson Mandela a Sudáfrica, además de la transformación de las leyes para reconocer los derechos de los negros fue “el cambio en los corazones”.

Así lo dijo Obama en el FNB Stadium, donde se llevaron a cabo los funerales de Estado de Mandela, en el que se escucharon los discursos de Raúl Castro, presidente de Cuba; Dilma Rousseff, de Brasil; Li Yuanchao, vicepresidente de China; así como el presidente de Sudáfrica, Jacob Zuma.

Cuando empezaron a llegar los líderes, uno de los mayores recibimientos se lo llevó Tabo Mbeki, ex presidente sudafricano, así como Ban Ki-moon, secretario general de la ONU.

Castro, también se llevó una ovación importante. Cuando presentaron al vicepresidente de China, Li Yuanchao, algunos le aplaudieron y otros lo abuchearon, y también fue abucheado el mismo Jacob Zuma.

Fueron bien recibidas la ex esposa de Mandela, Winnie Mandela, así como su última esposa, Graca Machel, quienes se dieron un fraterno abrazo.

Cuando Obama hizo uso de la palabra la gente empezó a gritar “Madiba, Madiba”, término que usan para referirse a Mandela y que significa “padre”.

“Emergió como el gran líder del siglo XX, empezó un movimiento de resistencia que no tenía oportunidad de tener éxito... levantó la voz para reclamar por los oprimidos y por la injusticia”, djio Obama.

Recordó que su entrenamiento como abogado le permitió negociar con quienes habían implementado el Apartheid en Sudáfrica, un hombre que demostró que “sólo logramos la más sublime expresión de nuestro ser, cuando compartimos nuestro ser… y enseñó que la reconciliación es una verdad”.

“Sudáfrica nos enseña que podemos cambiar”, dijo Obama

Por su parte el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, expresó que “Sudáfrica perdió un héroe, un padre, un amigo amado y mentor, pero Mandela fue más que uno de los grandes líderes de nuestros tiempos, él enseñó por el ejemplo... nos enseñó de la igualdad, de la democracia, de la confianza”, dijo.

Mandela fue un hombre que odió el odio y se guió por una “búsqueda verdadera de la paz”, afirmó Ban Ki-moon.

Fue particularmente notoria la presencia de líderes
estadunidenses, encabezados por el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, pero también llegaron los ex presidentes George Bush, así como Bill Clinton, acompañado de su esposa Hillary, ex secretaria de Estado.

A su vez, el rabino Ivan Abrahams expresó que Mandela liberó a Sudáfrica de la injusticia, y un sacerdote musulmán que también hizo uso de la palabra expuso que otra lección de Mandela es que “él sacrificó su libertad para ayudar a otros a conseguir su libertad”.

También participaron como oradores Andrew Mlangeni, amigo de la familia Mandela, así como cuatro de los nietos de Madiba: Mbuso Mandela, Andile Mandela, Zozuko Mandela y Phumla Mandela.

Asistieron en total representantes de 91 países.

Comparte esta entrada

Relacionadas

Comentarios