Robin Thicke sólo vende 530 copias de su nuevo disco

Los bonos del intérprete del hit mundial 'Blurred Lines' van en franca caída, al menos esta semana en el Reino Unido

COMPARTIR 
09/07/2014 09:12 Redacción / Fotos: Especial
La modelo polaco-británica Emily Ratajkowski desfila desnuda por el videoclip 'Blurred Lines', que ayudó a que el tema fuera su 'one-hit wonder'. (Especial)
La modelo polaco-británica Emily Ratajkowski desfila desnuda por el videoclip 'Blurred Lines', que ayudó a que el tema fuera su 'one-hit wonder'. (Especial)

CIUDAD DE MÉXICO, 9 de julio.- Los 15 minutos warholianos de fama de Robin Thicke, tras su hit mundial Blurred Lines, parecen haberse agotado, al menos así lo demuestran las ventas de su séptimo y más reciente disco Paula en el Reino Unido, que ascienden a ¡530 copias en una semana!

Esa cifra constituye el 2% de las ventas de su trabajo anterior, Blurred Lines, el cual comercializó 25 mil 981 copias durante sus primeros siete días en el mercado.

Según el diario británico The Guardian, las bajas ventas se deben a la poca popularidad que actualmente tiene Thicke. El descenso se produjo tras una campaña de marketing en la que explotaba públicamente el fin de su matrimonio de nueve años con la actriz Paula Patton, a quien le dedicó el disco.

Pero también en Estados Unidos las ventas fueron bajas, con 25 mil copias; contra las 177 mil que alcanzó su álbum anterior en su primera semana.

El cantante californiano de 37 años saltó a la fama el año pasado con su sexto álbum Blurred Lines, del que se desprendió el pegajoso y multiradiado single homónimo, acompañado de un atractivo video, lanzado el 20 de marzo de 2013, donde además de aparecer Thicke con sus colaboradores en el tema Pharrell Williams y T.I. también desfilaban desnudas las modelos Emily Ratajkowski, Jessi M'Bengue y Elle Evans en dos versiones del clip, una censurada y otra sin cortes.

La cresta de la ola de la fama para él tendría su punto más alto en la gala de los MTV Video Music Awards del pasado 25 de agosto cuando junto con Miley Cyrus interpretó su one-hit wonder en un polémico performance debido al alto contenido sexual de las coreografías de ambos.  

cmd

Video Recomendado

Comentarios

Lo que pasa en la red