Papa Roach estremece la capital

En setenta minutos, la banda estadunidense saldó la deuda con sus seguidores mexicanos al presentarse en el país después de nueve años

COMPARTIR 
24/05/2014 21:02 Azul Del Olmo / Foto: Cortesia Zepeda Bros.
Jacoby Shaddix, vocalista de la banda californiana, encabezó le fiesta musical que marcó el regreso de Papa Roach a nuestro país.
Jacoby Shaddix, vocalista de la banda californiana, encabezó le fiesta musical que marcó el regreso de Papa Roach a nuestro país.

CIUDAD DE MÉXICO, 24 de mayo.- Tras nueve años de ausencia de los escenarios mexicanos la banda californiana Papa Roach se presentó la noche del viernes en el José Cuervo Salón en donde con un simplificado y poderoso set de una hora y diez minutos, llevó a poco más de dos mil 100 de sus más fieles seguidores al límite de la emoción.

La velada inició temprano cuando, a las 19:00 horas, el DJ Starscream, mejor conocido como Sid Wilson de Slipknot, comenzó a calentar el ambiente en el recinto de la delegación Miguel Hidalgo de la Ciudad de México donde los primeros asistentes llegaban quitándose de la ropa las gotas de agua que la lluvia les había regalado.

Una hora después, Orgy, la banda de rock industrial originario de Los Ángeles, se apoderó del escenario del José Cuervo Salón donde ya una mayor cantidad de asistentes se arremolinaban frente a él para continuar con el ambiente que, con temas como Suckerface, Opticon, Stitches, Revival y el aclamado cover de New Order, Blue Monday, mantuvo el ánimo encendido, lo que aprovechó el vocalista Jay Gordon para bajar del del entarimado y cantar entre el público que no dudó en saltar y vibrar con él.

La emoción se sentía en el aire, los jóvenes sonreían mientras compraban algo para refrescarse mientras la espera para ver a Papa Roach se hacía menos en tiempo, pero más en emoción. Dos minutos antes de que el reloj marcara las nueve y media de la noche las luces se apagaron como indicador de que los californianos estaban listos para rockear.

Sin escatimar nada de energía Jacoby Shaddix, Jerry Horton, Tobin Esperance y Tony Palermo, intentaron saldar la deuda de su ausencia en México durante casi una década, arrancando la velada con los primeros acorde de Between Angels and Insects.

“Levanten las manos”, lanzó Shaddix quien saltaba y cantaba junto con el público, conformado en su mayoría por jóvenes de entre 20 y 30 años, convirtiendo a los fans en parte esencial del show.

Sin dar tregua a los asistentes Papa Roach lanzó un ataque musical que pareció más un shot de adrenalina con temas que se han convertido en éxitos como Where Did The Angels Go?, Blood Brothers -la cual inició el mosh pit-, Give Me Back My Life, Forever y Broken Home, canción que abrió con Lose Yourself de Eminem.

La inconfundible voz del también conocido como Coby Dick -quien dijo que había sido una estupidez dejar pasar tanto tiempo sin venir a México, y prometiendo que eso ya no sucedería- dio vida a Burn, Silence is The Enemy, el coro de La Cucaracha, mientras la guitarra de Horton, el bajo de Esperance y la batería de Palermo -quien se unió a la agrupación en 2008, tras la salida de Dave Bruckner- marcaban el ritmo al que la gente revivía los años 90.

Sin dejar espacio para la duda de que la banda estaba emocionada y contenta de regresar a tierra azteca, La interpretación de Scars, en inglés y español, arrancó la ovación de los asistentes que saltaban y pedían más.

Still Swingin’ y Life Line indicaron que el final estaba próximo, sin embargo no sería menos energético y poderoso que el inicio.

Con ...To Be Loved lanzó un segundo golpe de energía cuando en sus primeros acordes se entremezcló la famosa entrada de Blitzkrieg Bop, original de Ramones.

Pero fue con Gettin Away With Murder que Papa Roach se despidió de su público y abandonó el escenario, tan sólo para regresar unos minutos después con Dead Cell, con la que el vocalista se golpeó la frente con el micrófono, tal y cómo lo hacía “en los viejos tiempos”, para después cerrar con Last Resort, dejando a sus seguidores con ganas de escuchar otros temas como She Loves Me Not y Hollywood Whore.

hch

Relacionadas

Comentarios