Actriz de 'House Of Cards' promociona la serie con poca ropa

Kate Mara posa con lencería para la revista 'GQ' antes del estreno de la segunda temporada de la serie de Netflix

COMPARTIR 
14/02/2014 04:16 Redacción / Fotos: Especial

CIUDAD DE MÉXICO, 14 de febrero.- Ambiciones, alianzas, traiciones, hipocresías son algunos de los ingredientes de la serie House of Cards, protagonizada por Kevin Spacey, que hoy inicia su segunda temporada.

Para Beau Willimon, showrunner de la historia producida por Netflix, estas características son universales, y es una de las razones por las cuales ha sido nominada al Primetime Emmy y a los Golden Globes como Mejor Serie Dramática.

“La gran historia de ascenso de esta búsqueda del poder, de abrirse camino a través de las filas, de manipular, engañar, traicionar, seducir, son universales, que incluso se remontan a los hombres de las cavernas y mujeres cueva”, comentó en entrevista con Netflix.

Según Willimon, la audiencia ha tenido que sobrepasar su propia moralidad para entender la complejidad de Francis Underwood (Spacey).

“Sabíamos que esto iba a ser oscuro y un reto enorme para la audiencia. Sabíamos que iba a obligar al público a ser cómplice del villano, pero al mismo tiempo iba a reír mucho con la historia. No creo que muchos dramas políticos se hayan aproximado al tema de esta manera.

“Es un drama, así que nuestros personajes no tienen una agenda en particular, quizá sin juicios para que la audiencia decida y eso ha hecho enorme a este programa. Al darle acceso a la gente a la mente de Underwood, pueden ver sus maquinaciones y por eso los hacemos cómplices”, añadió.

El estreno de la segunda temporada de House of Cards será el 14 de febrero y, al ser emitidos por Netflix, estarán disponibles los 13 episodios que la conforman y los 13 anteriores.

“Esperamos que la gente llegue al siguiente episodio de manera seguida, porque están intrigados por los personajes, no hay un suspenso artificial en lo que estamos haciendo. Claro que hay suspenso, pero lo manejamos de otra forma, más de cine. Y tener libertad creativa, nos permite tener muchos riesgos que normalmente no hay en televisión. Hemos tenido escenas de hasta nueve minutos y otras ocasiones vamos por un tema o tono muy provocativo, que podría ser  controversial y eso no sucede”, finalizó.

Video Recomendado

Comentarios

Lo que pasa en la red