Enrique Vila-Matas obtiene premio Formentor

El narrador y ensayista catalán fue reconocido por el conjunto de su obra literaria y por “la elegancia con que ha renovado los horizontes de la novela”

COMPARTIR 
29/04/2014 04:46 Notimex
Novedad Enrique Vila-Matas recibió la noticia del premio en París, donde promueve su nuevo libro.
Novedad Enrique Vila-Matas recibió la noticia del premio en París, donde promueve su nuevo libro.

MADRID, 29 de abril.- El escritor español Enrique Vila-Matas obtuvo ayer el Premio Formentor de las Letras 2014  por el conjunto de su obra literaria, informaron los organizadores.

El premio, dotado con 50 mil euros (65 mil dólares) se entregará el 30 de agosto en el Hotel Formentor, en la isla española de Mallorca, en el Mediterráneo.

El jurado, presidido por Basilio Baltasar e integrado además por Cristina Fernández Cubas, Eduardo Lago, Aurelio Major e Ignacio Vidal-Folch, reconoció por unanimidad los méritos de la obra del novelista y ensayista.

En su acta, el jurado destacó “la elegancia literaria con que Vila-Matas ha renovado los horizontes de la novela, dándole un ímpetu creativo que la ha situado de nuevo como gran crisol de las influencias, las voces e inspiraciones de nuestra cultura”.

El documento precisó que “Vila-Matas ha desmentido con su prolífica obra narrativa la supuesta decadencia de un género que sigue mostrándose como el más eficaz relato de la conciencia contemporánea”.

Subrayó también que “los procedimientos narrativos inventados por el autor han supuesto una enérgica contribución al vigor de la literatura escrita en español y ha sido reconocida tanto en Europa como en Estados Unidos, además de América Latina, como una de las más significadas creaciones literarias” de España.

“El autor de obras tan destacadas en la reciente historia de nuestra literatura, como La asesina ilustrada e Historia abreviada de la literatura portátil, entre otras, ha sostenido un empeño coherente que adquirió desde sus primeras creaciones en la década de los 70 de la pasada centuria una voz propia e inconfundible”.

Se trata de “un estilo personal que ha seducido a lectores europeos y americanos, entusiasmados por una imaginación que difumina las fronteras entre realidad y ficción, autor y personaje, lectura y vida”, prosiguió.

Vila-Matas (Barcelona, 1948) es autor también de Suicidios ejemplares, Hijos sin hijos, Bartleby y compañía, El mal de Montano, Doctor Pasavento, Exploradores del abismo, Dietario voluble, Dublinesca, Chet Baker piensa en su arte y Aire de Dylan.

Entre sus libros de ensayos literarios, género en el que se le considera un innovador, destacan Para acabar con los números redondos, Desde la ciudad nerviosa, Aunque no entendamos nada, El viento ligero en Parma, Perder teorías y El viajero más lento.

Con El arte de no terminar nada traducido a 32 idiomas, el narrador catalán ha obtenido un amplio reconocimiento internacional y ha recibido, entre otros, el Premio Nacional de la Crítica, el de la Real Academia Española, el Ciutat de Barcelona y el Herralde de Novela, entre otros.

Vila-Matas recibió la noticia en París, donde promueve su nuevo libro Kassel no invita a la lógica. Dijo que es un orgullo porque “es un premio que mira mucho la proyección internacional de un autor en lengua española”. Resaltó que el jurado diga que su literatura ha sido un puente entre diferentes culturas y tradiciones.

El Premio Formentor de las Letras reconoce el conjunto de la obra narrativa de escritores que continúan la tradición literaria europea; y su principal objetivo es contribuir a consolidar y reconocer la posición de los autores que han sabido mantener su esencia literaria.

En su primera etapa (1961-1967) fue impulsado por diferentes editores europeos; y desde 2011, con motivo de su 50 aniversario de vida, se vuelve a conceder el reconocimiento que ha recaído en autores de la talla de Carlos Fuentes (2011), Juan Goytisolo (2012) y Javier Marías (2013).

Comentarios

Lo que pasa en la red