Hallan momia de más de 2,500 años en Egipto

Descubren esqueletos humanos con decenas de amuletos y estatuillas en la zona de Tel Tebela, en la provincia de Al Daqahliya, en el delta del río Nilo

COMPARTIR 
10/02/2014 05:55 EFE
La momia tenía decenas de amuletos y estatuillas.
La momia tenía decenas de amuletos y estatuillas.

EL CAIRO, 10 de febrero.- Expertos egipcios han descubierto al norte de El Cairo tres esqueletos humanos y una momia con decenas de amuletos y estatuillas que datan de hace más de dos mil 500 años, informó ayer el ministro egipcio de Antigüedades, Mohamed

Ibrahim.

Los esqueletos fueron hallados debajo de un sarcófago que contiene la momia de una mujer en el interior de una mastaba que se remonta al Periodo Tardío (724-343 a.C.), explicó el ministro en un comunicado.

El hallazgo fue realizado en la zona de Tel Tebela, en la provincia de Al Daqahliya, situada en el delta del río Nilo.

Los esqueletos tienen a su lado decenas de amuletos, algunos de ellos con la tríada de los dioses Amón, Horus y Neftis, concluyó Ibrahim.

Por su lado, el jefe del Departamento de Egiptología del Ministerio de Antigüedades, Ali al Asfar, reveló que los arqueólogos descubrieron en la mastaba dos tumbas esculpidas en piedra caliza, con la forma de un sarcófago y cubiertas con tapas de la misma roca.

En uno de esos nichos se halló también una momia cubierta con una mortaja dorada y con textos jeroglíficos, entre ellos un cartucho del faraón Psamético I, perteneciente a la XXVI dinastía (654-525 a.C.).

El responsable de antigüedades indicó que la momia está en pésimo estado debido a los altos índices de humedad del lugar, y que junto a ella se encontró un cofre de madera con un conjunto de estatuillas y amuletos, uno de estos con un ave dorada, que simboliza el espíritu, y un ojo de bronce.

En el interior del cofre se encontraron también entrañas envueltas en lino.

El jefe del Departamento de Arqueología del Delta, Mohamed Abdel Samia, subrayó que en la segunda tumba también se halló un cofre con cientos de estatuillas y con más entrañas envueltas en lino.

Por último, destacó que la zona del descubrimiento es una necrópolis del Periodo Tardío, donde anteriormente se hallaron vestigios que datan de varias dinastías, desde la XXII (945 a 715 a.C.) hasta la XXVI.

Comparte esta entrada

Relacionadas

Comentarios