Tips: Cuatro errores comunes al lavarte la cara

Puede parecer la parte más sencilla de nuestra rutina de belleza, pero existen varias hábitos que podrían causarnos problemas

COMPARTIR 
25/04/2014 09:27 Redacción / Fotos: Especial
Foto: ESPECIAL

CIUDAD DE MÉXICO, 25 de abril.- Limpiar nuestra cara puede parecer la parte más sencilla de nuestra rutina de belleza, ¿cierto? Pues resulta que existen varias hábitos muy comunes que podrían estarnos causando todos esos molestos problemas de granitos, irritaciones, piel grasa o muy seca.

Hoy te dejo los errores comunes al lavar nuestra cara que debemos evitar de inmediato.

Exagerar

 

Para la mayoría, limpiar el nuestra cara una o dos veces al día es un buen hábito, pero si lo hacen más podrían irritar la piel, lo que irónicamente provoca una sobreproducción de sebo. Si no usaste maquillaje, bloqueador o no sudaste mucho en el día, entonces limpia tu rostro con un algodón empapado en agua mineral.

Escoger mal el producto

 

El producto de limpieza ideal debe remover la tierra, maquillaje y todas las células muertas, SIN quitar en exceso los aceites naturales de nuestra piel. Encontrar un limpiador que haga el trabajo sin que sea demasiado suave (porque si no te tienes que lavar la piel dos veces para limpiarla bien), pero que tampoco sea un abrasivo (que cause que tu piel se irrite y se seque.)

Temperatura incorrecta

 

Existe el mito de que el agua caliente abre los poros y el agua fría los cierra. La realidad es que los poros no tienen “músculos” que los abren y los cierran.?Aunque el agua caliente (no hirviendo) se siente bien en la piel, puede arruinar los aceites naturales que protegen tu piel, lo que causa resequedad y una producción mayor de sebo.

Lo ideal es usar agua tibia  para limpiar el rostro sin provocar ningún daño.

No enjuagar bien

 

Si no enjuagas apropiadamente, entonces los productos que hayas utilizado se comienzan a acumular sobre la piel, lo que tapa los poros y provoca piel seca y aparición de barritos.

Es importante que enjuagues adecuadamente, sobre todo cuando llevas prisa en la mañana o te mueres de cansancio en la noche. No olvides enjuagar la quijada, la línea del pelo y la nariz, que son los lugares que más se olvidan.

 

Si quieres saber más visita Melodijolola.com

 

pdg

 

Video Recomendado

Comentarios

Lo que pasa en la red