Caen dos presuntos responsables de muerte de funcionario de Luvianos

Antonio Hernández Benítez, subdirector de la policía municipal del municipio fue asesinado por un comando armado el pasado 25 de abril

COMPARTIR 
29/04/2014 21:03 Dalila Ramírez / Foto: Especial
Los hermanos Germán y Yumar Fuentes Maldonado fueron ingresados al Penal de Santiaguito, en Almoya de Juárez.
Los hermanos Germán y Yumar Fuentes Maldonado fueron ingresados al Penal de Santiaguito, en Almoya de Juárez.

CIUDAD DE MÉXICO, 29 de abril.- Agentes de Investigación de la Procuraduría General de Justicia del Estado de México (PGJEM) cumplieron una orden de aprehensión contra dos sujetos, identificados como los probables responsables del homicidio de Antonio Hernández Benítez, subdirector de la policía municipal de Luvianos, ocurrido el pasado viernes 25 de abril.

Derivado de las investigaciones realizadas por las autoridades estatales, el agente del Ministerio Público, solicitó a un juez librar una orden de aprehensión en contra de los hermanos Germán y Yumar Fuentes Maldonado, misma que fue otorgada y cumplida por los elementos de la PGJEM.

Pobladores de Luvianos han reportado los últimos días balaceras entre grupos de delincuencia organizada.

Ambos sujetos fueron asegurados mediante un operativo que se llevó a cabo en el municipio de Luvianos y fueron ingresados al Penal de Santiaguito, en Almoya de Juárez donde enfrentarán las acusaciones por la muerte del servidor público, y será el juez el que determine su situación legal en las próximas horas.

Cabe señalar que derivado del homicidio del ex jefe policiaco, varios de los elementos municipales, incluido el director de la corporación, fueron presentados ante el agente del Ministerio Público para rendir su declaración respecto a los hechos, sin embargo, la Procuraduría mexiquense, no encontró elementos para ejercer acción penal en contra de ellos y los dejó en libertad.

El pasado viernes por la mañana, un grupo armado conformado por más de 15 sujetos, arribó a las instalaciones de la presidencia municipal de Luvianos y tomó el inmueble, tras lo cual, asesinaron al servidor público; después desarmaron y privaron de la libertad a un grupo de siete policías municipales. Los agentes municipales fueron encontrados maniatados a kilómetros del sitio y llevados a declarar ante la PGJEM para deslindar.

Tras los hechos de violencia, la Marina-Armada de México, el Ejército y la Secretaría de Seguridad Ciudadana asumieron la seguridad del municipio que colinda con el Estado de Michoacán y donde la población a través de redes sociales ha reportado en los últimos días balaceras entre grupos de la delincuencia organizada.

 

asj

Relacionadas

Comentarios