Compras de última hora, capitalinos acaparan tiendas

En las tiendas de autoservicio la comida preparada, los refrescos, las botanas y las bebidas alcohólicas tienen gran demanda; los clientes realizan largas filas para pagar sus mercancías

COMPARTIR 
24/12/2013 17:50 Notimex

CIUDAD DE MÉXICO, 24 de diciembre.-Habitantes de la ciudad de México abarrotan las tiendas de autoservicio y departamentales, así como los mercados públicos, al realizar compras de última hora para celebrar la Noche Buena y la Navidad.

En los mercados, los productos de más demanda son las frutas, los embutidos y las verduras para las ensaladas, así como la carne molida para el relleno del pavo.

En las tiendas de autoservicio la comida preparada, los refrescos, las botanas y las bebidas alcohólicas tienen gran demanda; los clientes realizan largas filas para pagar sus mercancías.

Una de las muchas amas de casa que efectúan sus compras, María Elena Ramírez, señaló que la espera es común cada año, "pero siempre hay cosas que tenemos que comprar el mismo día de la cena para que estén frescas o porque no hay dinero antes; por ejemplo, los refrescos los dejo hasta el último momento porque primero destino el gasto al pavo, la sopa y la ensalada".

En las tiendas departamentales las personas recorren pasillos para elegir ropa, artículos de telefonía, juguetes y discos para los regalos de Navidad que esta noche se darán familiares y amigos.

En las tiendas de autoservicio la comida preparada, los refrescos, las botanas y las bebidas alcohólicas tienen gran demanda; los clientes realizan largas filas para pagar sus mercancías

Las zonas de panadería y pastelería son de las más visitadas, todos van en busca del pan blanco y el postre de la cena navideña.

Para esta celebración, las familias gastan en promedio entre 100 y 200 pesos por persona, "ésto incluye pasta, pavo relleno, pierna o lomo de cerdo, ensaladas, postre, refresco y bebidas para brindar, además de algunas botanas", expresó Carmen Loza, vecina de la Unidad Cuitláhuac.

En tanto, otro cliente, Rafael Rivera, realizaba sus compras en una tienda departamental de Polanco, señaló que "hoy es el último día para los regalos navideños y los juguetes, todo está muy caro y hay mucha gente, pero el consumismo o la tradición ya nos envolvió en las compras".

Para las familias que no cuentan con un presupuesto holgado, la cena navideña consistirá en pollos rostizados una sopa fría y quizá algún postre.

Es el caso de una trabajadora doméstica, Sonia Carbajal, quien señaló que "como no alcanza para pavo o pierna, vamos a cenar pollos rostizados, pero hasta en eso los comerciantes hacen su agosto; yo siempre compro en 60 pesos cada pollo y ahora les subieron a 70 y hasta 80 pesos, también su tamaño es más pequeño".

jgl

Comparte esta entrada

Relacionadas

Comentarios