CIUDAD DE MÉXICO, 27 de agosto.- El Querétaro se recuperó de una desventaja inicial y, aunque logró darle la vuelta al marcador, se quedó con el empate ante el Altamira, en la cuarta jornada de la Copa MX.

Pese a la presencia de varios futbolistas suplentes, los Gallos lograron mostrar el mismo estilo que en la Liga, siendo veloces al contragolpe y anticipándose a las salidas del rival.

A falta de Sinha, el principal generador de jugadas en el mediocampo, y del brasileño Camilo Sanvezzo, quien continúa con su inicio goleador en el Apertura 2014, Diego Guastavino y Ricardo Jesús da Silva se encargaron de ser los ejes desequilibrantes del cuadro queretano.

 Un error defensivo, sin embargo, había ocasionado un cambio en sus planes a los cinco minutos del duelo. Tras una serie de rebotes en el área, que no pudieron despejar los zagueros de Gallos, Hugo Sifuentes fusiló al guardameta Víctor Hugo Hernández y puso el primer tanto en el marcador a favor del Altamira.

No obstante, el golpe recibido hizo reaccionar a los locales y, en una anticipación de Sergio Santana en plena salida de los defensas rivales, consiguieron un penal a favor a los 25 minutos.

El encargado de cobrarlo y poner el empate fue el brasileño Ricardo da Silva, cobrando a un lado del portero Guerrero. Ya con mayor tranquilidad para manejar la pelota, el Querétaro se acercó con mayor peligro y, aunque antes había puesto un disparo al poste de Jorge Echavarría, le dieron la vuelta al partido con otro tanto del propio Da Silva al 46’.

Tras el descanso los visitantes quisieron sorprender, pero el guardameta Víctor Hugo Hernández se mostró atento para rechazar dos disparos seguidos de Sifuentes, quien siguió siendo de los más peligrosos.

El conjunto dirigido por Ignacio Ambriz bajó el ritmo en el complemento, decidió correr menos riesgos, pero aún así siguió ocasionando problemas en los contraataques a velocidad.

De hecho, Ambriz aprovechó para debutar al joven Abel Vega, de 20 años, quien se desempeñó como defensa central y es originario de Los Mochis, Sinaloa.

Aunque Vega no había tenido complicaciones para detener la entrada de los atacantes contrarios,  falló en el segundo tanto del Altamira, al no cortar la pelota y dejar que Rolando González empujara el balón al fondo.

Los Gallos del Querétaro trataron de recuperar la dinámica hacia el final del partido y estuvieron cerca de irse de nuevo arriba en las cifras, de no ser porque el disparo de Ricardo da Silva se fue por arriba del poste.