CIUDAD DE MÉXICO, 19 de agosto.- El mexicano Esteban Gutiérrez, piloto de la escudería Sauber, dijo hoy que tiene muchas ganas de conducir en el Gran Premio de Bélgica, pues por las características de la pista es como una aventura.

Estoy con muchas ganas de conducir en Spa-Francorchamps. En comparación con otros circuitos, la pista es bastante larga, con algunas curvas interesantes y largas rectas. Es una de esas pistas en las que conducir es como una aventura, va hacia arriba y hacia abajo”, señaló en declaraciones al portal oficial de su escudería.

Este 24 de agosto se llevará a cabo el duodécimo evento de la temporada 2014, pactado a 44 vueltas y a una distancia por recorrer total de 308.052 kilómetros, por ello, el nacido en Monterrey, Nuevo León, calificó de crucial la potencia del motor de su monoplaza, aspecto que ha sido un problema recurrente en el desempeño de su auto.

Giampaolo Dall'Ara, jefe de ingeniería de Sauber, afirmó que el trazado y las condiciones climáticas traen un nuevo reto a los ingenieros, quienes deberán brindarle a Esteban una unidad estable y reactiva a través de las muchas vueltas de alta velocidad de la pista.

El circuito es uno de aquellos en los que la conducción valiente puede recortar algunas décimas de segundo en los tiempos de vuelta”, añadió Giampaolo.

El conductor de 23 años, cuyo mejor lugar obtenido en los 11 eventos ya disputados ha sido el duodécimo en Australia, continúa sin puntos en el campeonato de pilotos, al igual que su compañero de equipo, el alemán Adrian Sutil.

Finalmente, Gutiérrez destacó el papel que juega la afición belga: “El evento es puramente acerca de las carreras y los aficionados son realmente apasionados de nuestro deporte. Recuerdo que ellos llegan muy temprano a la pista con el fin de estar lo más cerca posible de los conductores”.

cmb