CIUDAD DE MÉXICO, 16 de agosto.- Morelia llega en una situación al límite para su juego de hoy ante el América.

Se topa ante el líder del torneo y también el único invicto de entre todos los que participan en el Apertura 2014.

El técnico de Monarcas, Ángel David Comizzo, sabe que tiene presión en el cuello por los resultados. No ha ganado en el certamen, apenas un par de empates de cuatro partidos disputados y lo peor, no sabe lo que es celebrar un gol.

Lo único que pido es paciencia para el grupo de jóvenes que hoy en día defienden al Morelia, el proceso no es sencillo. Estamos tranquilos a pesar de que no hemos anotado.”

Las reflexiones a pesar de todo no le quitan el mal humor a Comizzo que sabe, se juega gran parte de su continuidad dependiendo del resultado que saque en el Azteca.

Sus jugadores dicen apoyarle. Aseguran también que no hay mal ambiente y que no están en contra de su entrenador como mencionó Joel Huiqui, el jugador más experimentado del plantel moreliano.

“El análisis que hemos hecho nos lleva al problema de la definición en los goles porque somos un equipo que tiene un alto porcentaje de posesión de balón; entonces, en cualquier momento, saldremos de este embrollo.”

El América en cambio vive en la bonanza. La nave de Antonio Mohamed flota sin problemas en búsqueda de su quinto triunfo consecutivo.

Para mejorar su aliciente, en los últimos 10 partidos no ha perdido ante el Morelia y recupera para este juego a Paolo Goltz, Rubens Sambueza, Juan Carlos Valenzuela y Paul Aguilar.

“Será un rival muy fuerte, Morelia nos va a poner pruebas que no hemos tenido hasta ahora, es un equipo herido y nos va a presionar”, afirmó el estratega argentino.

El América cerró su preparación entrenando en el Azteca en donde se intensificó el juego con un interescuadras.

“Lo único que me inquieta es que no he podido tener una alineación base”, dijo Mohamed. 

 

Se le cierran las opciones a Mohamed para un refuerzo

El martes será un día determinante para el asunto del refuerzo americanista.

Sebastián Blanco, jugador que pertenece al Metalist, de Ucrania, está a la expectativa de un posible fichaje en el futbol mexicano pero cada vez más se ve lejana la posibilidad de ello.

Esto porque en las reuniones previas que ha sostenido Mohamed con su directiva, le han confirmado la postura de que no quieren desembolsar por otro jugador a pesar de la partida de Raúl Jiménez que derivó en dinero para el club.

Blanco tiene un valor de ocho millones de dólares, lo cual de inicio le parece elevado a la directiva americanista que no estaría dispuesta tampoco a traerlo en forma de préstamo pues creen que con el plantel que tiene Mohamed, es suficiente para encarar las competencias locales y la Concachampions.

“Tenemos hasta el martes para saber si nos quedamos como estamos o traemos a un refuerzo de jerarquía”, afirmó Mohamed.

El problema pasa en cuestión de tiempo y posturas. Nadie del cuerpo técnico tiene avanzado nada con algún jugador que les interese.

A Blanco se suma la opción de Víctor Figueroa o Daniel González, este último del Lanús pero no se ha concretado nada con alguno de ellos por lo que la directiva americanista piensa que no hay necesidad de mover más piezas.