QUERÉTARO, 2 de agosto.- La maquinaria que Ignacio Ambriz armó durante el verano comienza a rendir réditos. Un gol del brasileño Camilo Sanvezzo y otro de Ángel Sepúlveda significaron la primera victoria de los Gallos Blancos en el estadio La Corregidora, y la segunda consecutiva en lo que va del Apertura 2014.

Los Gallos Blancos aún demuestran falta de precisión en el ataque, aunque los respalda la solidez de su mediocampo. El brasileño William da Silva es ese futbolista capaz de recuperar el balón y con una de sus pinceladas crear peligro en el arco rival. Así fue en todo el partido, con un Pachuca sin recursos para llegar a la portería de Édgar Hernández, atascado en el mediocampo, y con un Querétaro sin dificultades para agredir el arco del Conejo Pérez.

4 Goles suma Gallos Blancos en el Apertura 2014

El gol de Camilo Sanvezzo llegó justo después de la entrada de Antonio Naelson Sinha. El exjugador del Toluca cobró un tiro de esquina y su compatriota empujó el esférico al minuto 59, gol que provocó el primer festejo de los aficionados de Gallos Blancos que asistieron al estadio La Corregidora.

Los Tuzos, por su parte, desconcertaron en su visita a Querétaro. No fueron ese equipo irreverente que llegó a la final del torneo pasado. Enrique Meza dejó en el banquillo a la mayoría de sus jóvenes y apostó por los futbolistas de más experiencia de su plantel. Ni Rodolfo Pizarro ni Jürgen Damm, tampoco Dieter Villalpando, aparecieron en el once titular, sus lugares fueron ocupados por Avilés Hurtado, Rodrigo Salinas y Matías Alustiza.

Los Gallos fueron intolerantes en el control de la pelota. Acaso tuvieron un descuido que provocó un disparo de Walter Ayoví, bien controlado por el portero Édgar Hernández, pero en el resto del juego no sufrieron ningún imprevisto. Los delanteros del Pachuca tuvieron escaso contacto con el balón, la zaga local no se permitió ningún error. 

34 minutos jugó Sinha. A los dos del ingreso dio asistencia

Sinha, aplaudido desde que se levantó del banquillo, ingresó en el segundo tiempo para manejar a placer los hilos del mediocampo. El naturalizado mexicano no tiene la velocidad que presumió en otras épocas, aunque le bastó un toque para hacer daño en el arco de Óscar Pérez.

El gol de Camilo Sanvezzo provocó que Enrique Meza intentará revolucionar a su equipo. Envió al delantero argentino Ariel Nahuelpán al campo y probó con el joven Dieter Villalpando. Ninguno de los esfuerzos de la visita sirvió para evitar la primera victoria del torneo de los Gallos Blancos en el estadio La Corregidora.

Los movimientos de los Tuzos acabaron por beneficiar a los locales. La necesidad de ir al ataque del Pachuca provocó espacios en su retaguardia, mismos que aprovechó Ángel Sepúlveda para anotar el 2-0 definitivo.

El Querétaro suma dos victorias consecutivas y sigue en ascenso; el Pachuca registra dos derrotas seguidas y preocupa.

 

Ambriz alaba a Sinha

Ignacio Ambriz resaltó que su equipo venció al subcampeón de la Liga MX. Alabó la actuación de Sinha, quien aún no puede jugar los 90 minutos.

“Jugamos contra el subcampeón. Ellos trabajan muy bien por las bandas. Trabajamos el primer tiempo y después con Sinha desequilibramos el partido. No podemos usarlo 90 minutos, porque en tres meses lleva tres operaciones de la rodilla y hay que llevarlo poco a poco”, comentó.

El técnico de Gallos explicó que Sinha está bajo atención especial, ya que aún le falta recuperar el ritmo y espera que sea uno de los jugadores más importantes del Querétaro durante la temporada.

“Vamos dosificando para que Sinha tome ritmo, queremos esperarlo y esperemos que la rodilla no le vuelva a doler. Hoy le demostré una imagen en la que se barrió, entrena como un novato y tiene gran confianza en él mismo. Es un gran jugador”, explicó el estratega.

Ambriz destacó que la estrategia de los Gallos fue frenar al Pachuca en el primer tiempo y aprovechar la velocidad de sus atacantes para conseguir la victoria en el complemento.

“Tenemos dos delanteros con mucha movilidad, ellos hicieron el gol y sólo trato de utilizar a los mejores hombres para cada partido. En Gallos hay una base, nos preocupaban mucho sus laterales. Hurtado y Lozano son muy peligrosos por el costado y teníamos que frenarlos”, advirtió.

“El equipo no juega con mucha intensidad. Nos falta mucho”, agregó Ambriz.

 

Meza se culpa por la derrota

Enrique Meza, técnico del Pachuca, comentó que la derrota fue su culpa, y pidió que los árbitros deben de estar más concentrados durante el partido.

“No cumplí con mi trabajo, eso es lo que tengo que decirles. Hasta yo me sentí golpeado cuando le pegaron a Lozano. En todos los partidos le cometen falta y los árbitros casi no las marcan, creo que deben estar más concentrados en su trabajo”, dijo.

Meza reconoció que el ingreso de Antonio Naelson Sinha ayudó a que el funcionamiento de los Gallos Blancos mejorara, aunque comentó que a sus futbolistas les faltó intensidad y control del balón en el mediocampo.

“Sinha es un gran jugador y claro que tuvo mucha responsabilidad en el triunfo de su equipo. Nosotros, después del primer gol, perdimos la intensidad y durante todo el partido nos faltó manejar más el esférico en el mediocampo. Así no se puede ganar y sólo permitimos que el rival se acercara más a la portería.”

Los Tuzos hasta el momento suman dos derrotas consecutivas en el Apertura 2014, una de local y otra de visitante, situación que Enrique Meza consideró puede provocar que su equipo se “acostumbre a perder”.

“Provoca preocupación las dos derrotas consecutivas. Tenemos que empezar a mejorar, no quiero que perder se vuelva una costumbre. Es momento de cambiar algunas cosas. Por hoy, puedo decir que sólo fue una mala noche para el Pachuca”, finalizó.

Los Tuzos recibirán a las Chivas, en el estadio Hidalgo, la próxima semana.