SAO PAULO, 5 de julio.- El atacante brasileño Neymar dijo en un video divulgado el sábado que su sueño de ser campeón el mundo aún no acabó, a pesar de sufrir una lesión que lo marginó del resto del Mundial y afirmó que tiene la certeza de que sus compañeros de la selección ayudarán a cumplir ese deseo.

Mi sueño aún no acabó. Fue interrumpido por una jugada, pero continúa. Tengo la certeza de que mis compañeros harán todo para que yo pueda realizar mi sueño, que es ser campeón", dijo un Neymar claramente emocionado en un video divulgado por la Confederación Brasileña de Futbol (CBF).

"Mi sueño también era jugar una final de Copa del Mundo, pero esta vez no se va a dar", agregó.

8 de julio, Brasil vs. Alemania, 15:00 hrs.

El delantero del Barcelona dejó el campo en el segundo tiempo de la victoria por 2-1 de Brasil sobre Colombia en los cuartos de final del Mundial, tras recibir un rodillazo en la espalda por parte del colombiano Camilo Zúñiga.

El atacante fue sacado en camilla y los exámenes realizados en un hospital de Fortaleza, donde se disputó el encuentro, revelaron una fractura en una vértebra lumbar.

"Tengo la certeza que ellos van a ganar y van a ser campeones. Y yo voy a estar cerca, voy a estar con ellos", dijo el jugador, que también agradeció los mensajes de apoyo que recibió de los aficionados tras conocerse la lesión.

El delantero, que estará varias semanas fuera de la actividad, abandonó la concentración de la selección el sábado en helicóptero y en una camilla.

Brasil se enfrentará a Alemania en semifinales el martes en Belo Horizonte en busca del pase a la final del 13 de julio en el Estadio Maracaná.

La selección anfitriona tampoco podrá contar con el zaguero y capitán Thiago Silva, quien recibió su segunda tarjeta amarilla en el choque contra los colombianos.

Lo reciben decenas de aficionados

El delantero de la selección brasileña Neymar llegó a su residencia, en la ciudad de Guarujá (Litoral Paulista), donde era esperado por decenas de aficionados, que con carteles de mensajes solidarios vitorearon su nombre.

El atacante abandonó en un helicóptero de una empresa privada de seguros médicos la concentración de la selección brasileña en la serrana ciudad de Teresópolis (estado de Río de Janeiro) para iniciar en casa su recuperación después de la lesión sufrida el viernes en los cuartos de final del Mundial.

Neymar llegó en una ambulancia que lo transportó desde un helipuerto próximo hasta su casa, ubicada en un conjunto residencial de lujo en el barrio de Playa Pernambuco y donde tiene entre sus vecinos al ex astro Pelé.

Las calles vecinas a la residencia tuvieron que ser privadas de la circulación normal de vehículos por la presencia de decenas de personas que se aglomeraron para aguardar la llegada del joven ídolo.

ald