RÍO DE JANEIRO, 28 de junio.- En una carta a la Comisión Disciplinaria, Suárez negó que haya mordido deliberadamente al zaguero italiano Giorgio Chiellini en el Mundial.

"En ningún caso ha sucedido lo que (la FIFA) describe en su escrito como 'morder' o 'intentar morder''', escribió Suárez en la misiva fechada el 25 de junio.

El argumento de defensa del jugador aparece en el sexto párrafo del fallo de la Comisión Disciplinaria de la FIFA.

Luego del impacto (contra Chiellini)... pierdo el equilibrio, desestabilizando mi físico y cayendo por encima del oponente", escribió Suárez al describir la jugada en su carta al panel de la FIFA que se reunió el miércoles, un día después de que Uruguay venció 1-0 a Italia en un encuentro decisivo de la fase de grupos.

"En ese momento impacto mi cara con el jugador, dejándome el pómulo con un pequeño hematoma y un fuerte dolor en las piezas dentales, que determinó que el árbitro detuviera el partido", añadió Suárez. "Ello ha sido lo que ha acontecido".

La FIFA suspendió a Suárez por nueve partidos oficiales con su selección y lo marginó de cualquier actividad relacionada con el fútbol por cuatro meses.

ald