CIUDAD DE MÉXICO, 20 de junio.- La Federeación Internacional de Automovilismo (FIA) podría haber cometido un error en la decisión sobre el incidente entre el brasileño Felipe Massa (Williams) y el mexicano Sergio Pérez (Force India) acontecido en el pasado Gran Premio de Canadá, y es que la escuadra del tapatío solicitó un recurso de revisión ante el organismo rector del automovilismo para quitarle la sanción de cinco posiciones que pesan sobre Checo.

Force India señaló que cuentan con nueva evidencia para demostrar que Pérez no tuvo la culpa en el accidente de la última vuelta de la pasada competencia, y apelan al artículo 13.10 del codigo deportivo de la FIA, donde se establece, que las escuderías pueden solicitar una revisión si “un nuevo elemento es descubierto”.

“Tenemos la oportunidad mañana (hoy) de revisar nuevamente el accidente con la FIA, ya que creemos, tenemos suficiente evidencia para probar que no hice nada malo”, destacó Checo en la conferencia de prensa previa al Gran Premio de Austria.

El brasileño Felipe Massa señaló que se la pensará dos veces en realizar un rebase, si por delante tiene al mexicano.

“Yo no creía que movería su coche. Confié en él, ahora no puedo confiar. Cuando alguien está pagando tantas penalizaciones y causando tantos problemas, no se puede confiar”, dijo Massa.

Checo señaló que respeta la opinión del sudamericano: “todos sabemos que él (Felipe) es un buen chico. Él tiene su opinión, yo tengo la mía”.

El asunto de la sanción sobre Sergio Pérez va más allá, y es que varios pilotos se han quejado de los estrictos que han resultado los comisarios esta temporada, ante lo cual, prefieren no atacar antes de ser sancionado. Por ello, la Federación Internacional del Automovilismo probará en Austria un nuevo método. Sólo aquellos incidentes que sean reclamados por un equipo, o que sean atraídos por el cuerpo de comisarios, serán analizados.

Así, el organismo rector del automovilismo busca ser más flexible con los competidores, pero también, recuperar al público que la serie ha comenzado a perder según los últimos reportes, y es que el dominio de Red Bull en los últimos cuatro años, junto al de Mercedes en esta primera parte de la temporada, sumado al cambio de sonido de los motores en esta campaña, afectan los ingresos del campeonato.

Cambios en las reglas

Los equipos de Fórmula 1 desecharon la posibilidad de reducir la actividad de los viernes de grandes premios, una sugerencia puesta para abaratar costos. En cambio, se eliminaron las pruebas de pretemporada fuera de Europa, tal como acontenció este año en Bahreín, y en cambio, se autorizaron tres sesiones de cuatro días cada una, previo al inicio del calendario, mientras en la campaña se podrán realizar hasta dos.