CIUDAD DE MÉXICO, 20 de junio.- En su agenda, Miguel Herrera encontró un espacio para viajar a la Arena Sao Paulo y presenciar el juego entre Uruguay e Inglaterra.

El Piojo dejó la concentración que la Selección Mexicana tiene en Santos, Brasil, para estar en el partido que corresponde a la fecha dos del Grupo D.

El Piojo llegó a la sede del partido con 40 minutos de anticipación. El entrenador de la Selección fue acompañado por el entrenador de porteros José Torruco y Santiago Baños.

También el presidente de Selecciones Nacionales, Héctor González Iñárritu y el director deportivo del Tri, Ricardo Peláez, fueron vistos en el estadio.

La comitiva de la Selección Nacional tuvo problemas para ingresar al inmueble. El Piojo Herrera se confundió y trató de ingresar a los palcos del estadio, pero los encargados de seguridad lo corrigieron y le mostraron que sus boletos eran para acceso a gradas.

En la tribuna, fueron acomodados justo atrás de la banca de Óscar Washington Tabárez, técnico de Uruguay.

Durante el partido, el técnico Miguel Herrera fue reconocido por los asistentes y se tomó fotos con todos los que se lo pedían.

Toca short negro

La Selección Mexicana disputará el partido contra Croacia con una variante en su uniforme.

Debido a que el equipo de Croacia utilizará el short en color blanco, el Tricolor deberá jugar con la camiseta de la vestimenta principal, que luce en color verde, calcetas rojas y short negro.

México no tiene la opción de elegir uniforme, debido a que para la FIFA jugará como visitante.

El Tri tendrá el lunes, en la Arena Pernambuco, su último juego de fase de grupos.