NATAL, 16 de junio.- Pese a que en los últimos días la lluvia ha caído copiosamente en esta ciudad, según el pronóstico del clima el cielo puede estar despejado hoy cuando Estados Unidos enfrente a Ghana en su primer partido en la Copa del Mundo.

Pero sea cual sea el clima la fórmula de los estadunidenses para avanzar a los octavos de final es clara: sumar al menos un punto en el primer partido.

Es prácticamente un partido de vida o muerte”, dijo el técnico Juergen Klinsmann.

Los estadunidenses nunca han superado la fase de grupos después de perder su primer partido. Sí llegaron a la siguiente etapa tras ganar sus primeros duelos en 1930 y 2002 y empatar en 1994 y 2010.

Estadísticamente las posibilidades de avanzar aumentan considerablemente si puedes sacar uno o tres puntos del primer partido”, comentó el mediocampista Michael Bradley.

Hace 24 años cuando los estadunidenses volvieron al Mundial tras una ausencia de 40 años, el volante Tab Ramos colocó tablas en la concentración del equipo en Italia para descifrar las posibilidades de avanzar. Ramos ahora es un asistente de Klinsmann y en la era informática esas estadísticas son fáciles de conseguir.

Desde que la Copa del Mundo empezó su formato con 32 equipos en 1998 el 85% de los países que ganaron su primer partido superaron la fase de grupos. Esa cifra cae a 58% para los que empataron su primer duelo y a 9% para los que cayeron en su debut.

Ghana eliminó a Estados Unidos de los dos últimos Mundiales en ambas ocasiones con triunfos 2-1, en la fase de grupos de Alemania 2006 y en los octavos de final cuatro años después en Sudáfrica.