RÍO DE JANEIRO, 13 de junio.- Hubo un punto de inflexión en la carrera de Andrea Barzagli. Apenas llegó a la Juventus en el 2011, una fuerte lesión del muslo derecho casi le margina de toda competencia. Pero Cesare Prandelli, que le respetó las canas por haber contribuido al título de Alemania 2006, pidió mesura y comprensión para no excluirlo de la selección azzurra.

Barzagli llega a Brasil como el León de la defensa, así es como también le apodan. Algunos periodistas que siguen a la prensa italiana creen que él será el eje fundamental y quien se encargará personalmente de Wayne Rooney. Por si las dudas, el propio jugador ha advertido de la peligrosidad de los atacantes ingleses.

“No sólo se trata de Wayne Rooney, sino que la Selección de Inglaterra tiene tres o cuatro jugadores rápidos y fuertes, eso es preocupante. Su ataque es uno de los mejores de la Copa del Mundo y tenemos que ser cuidadosos.”

El representativo de Italia se entrenó bajo un sol intenso en Mangaratiba, una zona alejada a unos 50 kilómetros del centro de Río de Janeiro, famosa por sus reservas zoológicas y jardines botánicos.

La mayoría de los elementos italianos se arremangaron las camisetas hasta los hombros previniendo el fuerte calor y humedad que tendrán mañana en Manaos.  

“Si se quiere jugar a este nivel se tiene que sobreponerse a todo, incluso al clima, a nosotros lo que menos nos preocupa es la temperatura que habrá el día del partido. Lo que tengo en mi cabeza en estos momentos es que la defensa no tenga problemas y para eso estoy”, dijo Barzagli.

El técnico de Inglaterra, Roy Hodgson se habría quejado días antes de la dificultad que sustentaba jugar en Manaos, la única ciudad del Amazonas que fue sede del Mundial, pero los italianos no se intimidan.

“No será sencillo. Sin embargo, no podemos culpar al ambiente”, explica Barzagli con picardía.

“Sólo que el día del juego no estamos para bromas, saldremos a pelear con la mentalidad bien puesta en hacer bien las cosas, porque Italia es un equipo que sabe afrontar los problemas fuertes.”

La selección de Italia inicia su aventura mundialista ante el conjunto de Inglaterra, mañana en Manaos. Después viajará a Recife, donde el viernes 20 de junio jugará contra Costa Rica. Cierra la fase ante Uruguay, el martes 24, en el estadio de Natal.