LISBOA, 29 de mayo.- El delantero del Real Madrid, Cristiano Ronaldo, se incorporó hoy a la concentración de la selección de Portugal junto a los también madridistas Pepe y Fábio Coentrao, después de haberse proclamado campeones de Europa de clubes el pasado sábado en Lisboa.

Vestido con una chaqueta de cuero y una llamativa gorra de color azul celeste, el astro de Madeira llegó esta mañana y generó una gran expectación entre los aficionados de la localidad lusa de Óbidos, a 80 kilómetros al norte de Lisboa, donde se concentra la selección de "las quinas" para preparar el Mundial de Brasil.

"La presencia de Ronaldo es buena porque libera la atención de la prensa hacia otros jugadores y él ya está habituado a esto", señaló hoy en rueda de prensa el centrocampista del Benfica, Rúben Amorim.

Después de ganar recientemente la Décima Copa de Europa con el Real Madrid, el capitán de Portugal llega renqueante de una lesión muscular que arrastra en las últimas semanas.

6 de junio, México vs. Portugal, amistoso en EU

Ronaldo, de 29 años, reconoció que jugó con molestias la final de Lisboa ante el Atlético de Madrid, aunque arriesgó por el calibre de la cita.

A falta de una evaluación de los servicios médicos de la selección, que han mantenido contacto con los del Real Madrid, se espera que el extremo portugués descanse en el amistoso ante Grecia, este sábado a las afueras de Lisboa.

Antes de debutar en el Mundial contra Alemania el 16 de junio, Portugal viajará a Estados Unidos para enfrentarse con México, el 6 de junio en Boston, e Irlanda, el día 10 en el MetLife Stadium, sede de los Jets (Nueva Jersey).

Portugal forma parte del grupo G del Mundial junto con Alemania, Ghana y Estados Unidos, uno de los más complicados de la competición.

ald