DUBLÍN, 21 de mayo.- El golfista norirlandés Rory McIlroy, de 25 años y ganador de dos grandes, anunció hoy la ruptura de su compromiso matrimonial con la tenista danesa y ex número uno mundial Caroline Wozniacki, de 23 años.

"El problema es mío. Las invitaciones de boda enviadas durante el fin de semana han hecho que me dé cuente de que no estaba en absoluto preparado para lo que conlleva el matrimonio", explicó el deportista en un comunicado.

La pareja, que ha mantenido un noviazgo durante dos años, anunció la pasada Nochevieja su intención de casarse y McIlroy, a través de su cuenta de Twitter, escribió entonces que sentía que 2014 "iba a ser un gran año".

El golfista aseguró hoy que la decisión de separarse ha sido mutua y le deseó a "Caroline toda la felicidad que se merece", al tiempo que le dio las gracias "por los grandes momentos" que han pasado juntos.

2 años duraron de noviazgo

"No existe la manera adecuada de terminar una relación que ha sido tan importante para dos personas", agregó McIlroy, cuyo juego experimentó el pasado año un significativo bajón, después de ganar en 2011 el Abierto de Estados Unidos y el Campeonato de la PGA al año siguiente, cuando alcanzó el número uno.

Wozniacki, por su parte, llegó hasta la final del Abierto de Estados Unidos en 2009 y a la cima de la clasificación mundial, aunque actualmente ocupa la decimotercera posición.

Los problemas deportivos de McIlroy en el campo de golf fueron objeto de especulaciones durante el pasado año, cuando se apuntó a que el bajón estaba provocado por su cambio de patrocinador y por una batalla legal sobre derechos de gestión.

No obstante, uno de sus héroes, el golfista sudafricano Gary Player, ganador de nueve grandes, aseguró que el "talón de Aquiles" del norirlandés era Caroline Wozniacki.

"Tiene que ser inteligente y encontrar a la mujer adecuada. Si encuentra a la mujer adecuada, si entrena y si se aplica puede ser el mejor", dijo Player, de 78 años. 

ald