CIUDAD DE MÉXICO, 21 de mayo.- Fueron siete países europeos, una generación única de hombres que se mantuvieron firmes a pesar de que como casi siempre, Inglaterra, el inventor del futbol, se hacía a un lado. España, Suecia, Suiza, Francia, Dinamarca, Holanda y Bélgica crearon en París el 21 de mayo de 1904 la Federación Internacional de Futbol Asociación.

El primer presidente fue Robert Guerin pero los incipientes torneos que se organizaron causaron malestar por los problemas que se presentaron y se decidió pronto un cambio con Daniel Burley Wolfall que consiguió ya con la ayuda de la federación inglesa, meter al futbol en los Juegos Olímpicos.

209 miembros o federaciones tiene la FIFA, 17 países más afiliados que la ONU

Han sido ocho presidentes en total los que han regido en estos 110 años. El mayor de todos fue Jules Rimet, considerado el padre de las Copas del Mundo y quien murió en 1956, dos años después de que Alemania se coronara en el Mundial de Suiza.

México tuvo en Guillermo Cañedo de la Bárcena a su máximo representante dentro del comité organizativo de la FIFA. Cuenta una persona allegada a la familia que las discusiones eran intensas algunas veces, no siempre con la camaradería que se percibe. “Desde la década de los 60 al interior de la FIFA los directivos se llaman a sí mismos ‘la familia del futbol’ pues pasan mucho tiempo juntos en viajes y congresos. En eso se genera una amistad entrañable, pero desde luego cada cual tiene intereses y visiones distintos de acuerdo a su confederación”.

8 presidentes ha tenido la FIFA en su historia. Jules Rimet duró 33 años

El punto de inflexión en la FIFA fue en 1974, justo cuando el futbol se modernizó con la selección holandesa de Rinus Michel y Johan Cruyff. En el plano administrativo apareció en escena Joao Havelange, un hombre sumamente rico, brasileño de nacimiento y que intervino con ideas y dinámicas nuevas como vender la propaganda estática y cerrar contratos televisivos multimillonarios para las Copas del Mundo. Cañedo en este último renglón fue su mejor asesor. Ahí viene un sano crecimiento para la FIFA que dejaba atrás la nostalgia en la que vivió al límite hasta el Mundial de México 70, considerado por muchos, el mejor evento de futbol que jamás se haya organizado.

12 comisiones conforman a la FIFA entre las que destacan las de finanzas y asuntos legales

Guillermo Cañedo empieza su relación con FIFA en 1962, siendo el presidente Stanley Rous, cuando en el Mundial de Chile, consigue la sede para México. Se iniciaron proyectos arquitectónicos de estadios y se realizó una de las mejores versiones, lo cual entrelazó más la buena relación de ambas partes”, revela la fuente cercana a la familia Cañedo.

Hay puntos marcados con tinta indeleble en la relación México-FIFA. Más allá del terrible episodio de los cachirules que costó un castigo de dos años de 1988 a 1990, está la exhortación que tuvo México al pedir nuevamente la sede en 1983 cuando Colombia no puede con el Mundial y entonces Estados Unidos entra en la disputa, apoyado por el secretario de Estado, Henry Kissinger.

Fue un gran logro de México sacar adelante esa candidatura porque Estados Unidos desde ese entonces quería el Mundial y comenzó con una dura campaña capitaneada por Kissinger. Las relaciones al final fueron lo que decantaron por un voto la confianza a México”, relata el personaje allegado a la familia Cañedo.

Esa fe se perdió en 2003 después del escándalo arbitral de la Copa del Mundo de Corea y Japón, hecho del que salió bien librada la FIFA aunque siempre quedará la mancha, “ahí sí existió un verdadero divorcio con México a causa de Edgardo Codesal que se lanzó por la presidencia de Concacaf”, relata la fuente.

Durante el Mundial, Codesal decidió renunciar tras los manejos que hizo Jack Warner, presidente de la Concacaf al colocar árbitros que claramente ayudaron al local Corea del Sur. El mundo recuerda una discutida eliminación de España y la renuncia de Ángel María Villar, presidente de la federación española, al que años después premiaron con la Comisión de árbitros de la FIFA.

Me lancé contra Warner en un intento desesperado por llamar la atención. Él presentó documentos donde decía que hizo congresos en el Caribe con dinero que le dio la FIFA en donde aparezco yo como director de los mismos, cuando nunca estuve. Hay que recordar que cuando eliminan a España, la televisión enfocó al presidente de la federación coreana, al vicepresidente de la FIFA y a Jack Warner, abrazados. Es apenas la punta del iceberg, por eso renuncié”, relata Codesal.

La FIFA, que pasó de recibir una ayuda de la federación inglesa en 1946 después de la Segunda Guerra Mundial de 35 mil libras esterlinas para mantenerse,  a ser un emporio con más afiliados que la ONU, ha sabido sacar el mayor beneficio del dinero. “Me alejé de la FIFA como el ex secretario Michel Zen-Ruffinen, el futbol necesita una renovación de hombres, no de estructuras”, cuenta Codesal.

Zen-Ruffinen mantuvo una estrecha amistad con Josep Blatter hasta que en  2003 lo acusó de abuso de poder, corrupción y mala administración que no afectaron la continuidad del actual presidente que ha tenido tres reelecciones; en 2015 buscará seguir al frente del organismo. “Adentro de la FIFA están los mayores gángsters de la tierra, algunos son simpáticos y otros ablandables con mujeres pero es muy difícil hacer negocios en ese entorno sin mancharse el traje”, declaró el desterrado Zen-Ruffinen al diario inglés The Sunday Times en 2010.

A pesar de todo, la FIFA no sólo ha expandido el imperio bajo la filosofía de unidad de Blatter, que postuló a ultranza llevar el Mundial a Asia de forma conjunta en 2002 y en su primera reelección, prometió a los africanos una copa, la cual dio en  2010. Ahora, entregó a Rusia la estafeta de 2018 y a Qatar la del 2022 pero con esta última sigue poniéndose de acuerdo en varios detalles.

FIFA cumple 110 años en pleno éxtasis y apogeo mercantil. Taquilla, hotelería y televisión son las formas que la definen no como federación, sino como empresa. En 1986 fue cuando la empresa Byrom Plc, hoy llamada MATCH arranca con la venta de boletos vía depósito bancario. Byrom Plc fue fundada por los mexicanos Jaime y Enrique Byrom y creció expandiéndose al ramo hotelero. En cualquier caso, Infront es la empresa que tiene todos los derechos de comercialización en los eventos de FIFA.  En Brasil 2014, MATCH ofrece los paquetes VIP para millonarios con las experiencias más sibaríticas del momento denominadas entradas hospitality. La sede de los hermanos Byrom está en Suiza, de la que Infront es la mayor accionista, cuyo presidente Phillipe Blatter, es sobrino de Josep.