CIUDAD DE MÉXICO, 26 de abril.- A  su llegada a La Noria, Marco Fabián sabía que estaba en un entorno muy distinto al de Verde Valle, campos que lo vieron nacer futbolísticamente, pero en los que también dejó de divertirse con el futbol.

Fabián sabía que debía cambiar de aires y buscar nuevos retos, para volver a ser ese jugador importante que disputó los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Fue entonces que  apareció el Cruz Azul, equipo con el que ya ganó un título que le dará la oportunidad de jugar el Mundial de Clubes de Marruecos a fin de año.

La verdad que sí ha sido un semestre extraordinario con el Cruz Azul, porque ha regresado poco a poco esa alegría, para que dentro de la cancha pueda sacar todo el buen futbol que tengo. Obvio también es el resultado de la dedicación que día con día pongo durante los entrenamientos”, destacó.

Han pasado cuatro meses desde que Marco Fabián hizo maletas y emprendió una nueva aventura llamada Cruz Azul, en ese tiempo se ha ganado la confianza, el cariño y la admiración de la noble afición cementera.

Estoy contento con el logro obtenido recientemente y claro que visualizo ganar más cosas con Cruz Azul, y una de ellas es la Liga que sería la cereza en el pastel. Por ahora festejamos, pero ya tenemos que cambiar el chip para pensar en la liguilla y estar en las últimas instancias con el equipo”, comentó a Excélsior.

Sin embargo, para Marco Fabián, el verdadero arquitecto de la buena estructura que hoy goza La Máquina es Luis Fernando Tena, quien junto a su auxiliar Salvador Reyes, ha sanado el ambiente del equipo y le ha devuelto la confianza.

“El trabajo que ha hecho el cuerpo técnico encabezado por Luis Fernando Tena ha hecho que tengamos esta gran temporada. Sobre todo, que desde un principio mis compañeros han estado comprometidos y mentalizados en lo que queremos, que no es otra cosa que darle alegrías a esta gran afición que se lo merece”, señaló.

El tiempo pasa y pronto se dará a conocer la lista de los jugadores que estarán en el Mundial de Brasil, por lo que Marco Fabián está consciente que el futbol que ha mostrado en este semestre lo puede acercar al sueño mundialista.

“Eso es lo que busco día con día y estoy trabajando para ello, porque la única forma de pedir un lugar es con buenas actuaciones, dedicación y trabajo. Estoy tranquilo porque lo he dado todo”, sentenció.

A cerrar lo mejor posible

Con el boleto a la liguilla y el título de la Concachampions en las manos, el Cruz Azul no se relaja, porque Marco Fabián dejó claro que ante Pumas quieren sumar otro triunfo para llegar a la fase final lo mejor preparados.

“Pumas es un rival complicado que ha mejorado conforme han pasado las jornadas. Sabemos que no tienen a Martín Bravo, pero tienen jugadores que en cualquier momento te pueden complicar, por lo que deberemos estar mentalizados desde que inicie el partido. Es importante sacar los tres puntos para terminar como líderes del torneo”, subrayó.

Sin duda,  el título obtenido en la Concachampions le ha dado una nueva mística y mayor fuerza al equipo celeste, por lo que ahora sólo piensan mantener el ánimo y el nivel futbolístico para, por fin, ganar el campeonato de la Liga.

“Es una gran motivación ganar el título de la Concacaf, ahora tiene que ser una motivación para jugar la liguilla en nuestro máximo nivel, porque sabemos que es otro torneo distinto para buscar el título de Liga. No podemos confiarnos ni debemos pensar en otra cosa que no sea estar con los pies en la tierra y con esa humildad para sacar adelante todos los compromisos”, concluyó un motivado y sonriente Marco Fabián.