MANCHESTER, 25 de abril.- Ryan Giggs inició su misión como técnico interino de Manchester United exhortando a sus jugadores a entretener a los aficionados que aguantaron una mala temporada.

El volante de 40 años quedó a cargo del equipo el martes cuando terminó el mandato de David Moyes, después de apenas diez meses con el campeón de la Liga Premier relegado en el séptimo puesto.

Hablando públicamente por primera vez desde su designación temporal, Giggs dio una idea de sus instrucciones a los jugadores sobre el partido del sábado contra el Norwich en Old Trafford.

Confío en ustedes y sé de lo que son capaces; salgan al campo y demuéstrenlo el sábado, y den a los hinchas algo de qué alegrarse. Entreténganlos, anoten goles, jueguen con velocidad y con ritmo', dijo Giggs.

Se cree que Giggs dirigirá el equipo solamente en los cuatro partidos que restan en la temporada hasta que se consiga un sucesor para Moyes.

Ha sido una semana difícil para el club y un poco vertiginosa para mí pero la he disfrutado. Ha sido diferente, caótica y he empezado a tomar la mano en mi cuarto día en el cargo', afirmó.

Giggs salió de la cantera del club y fue integrante del destacado equipo juvenil denominado "Clase del 92" que contribuyó a buena parte del éxito bajo el mandato de Alex Ferguson, quien se retiró el año pasado después de más de 26 años como técnico.

Los jugadores han sido fenomenales y la reacción en el entrenamiento seria. Sólo he tratado de distender la situación y hacer que todos disfruten. Tengamos un buen final a lo que ha sido una temporada frustrante y decepcionante', agrego el galés.

Giggs, el futbolista más ganador del club, con 962 partidos disputados, todavía integra el plantel y podría decidir jugar él mismo contra Norwich.

"Acabo de darme un contrato por cinco años", bromeó. "No he hecho mucho esta semana pero todavía sigo en el papel de jugador".

Giggs es asistido por sus ex compañeros Phil Neville, Nicky Butt y Paul Scholes, quienes integraron el equipo campeón de la Champions League, en 1999, ante Bayern Munich.

fdr