CIUDAD DE MÉXICO, 9 de abril.- Sólo el Veracruz ha recibido más tarjetas  que el América a lo largo del Clausura, pero a consideración de Miguel Layún no hay argumentos para señalar a las Águilas como un club indisciplinado.

En cuanto a las tarjetas rojas, el plantel de Coapa ha recibido cuatro en el semestre, y sólo es superado por Veracruz y Tigres, clubes que tienen cinco expulsiones. Respecto a las amarillas, tienen 45, y vuelven a ser los Tiburones los únicos que están por arriba con 50.

El equipo ha sido muy intenso, aunque por ahí también nos ha jugado en contra la desesperación, de vernos en los primeros planos durante mucho tiempo y de repente no estar donde quisiéramos, eso es difícil de controlar en la cancha. El ver que te están ganando un partido  a veces te lleva a tener reacciones que no son las idóneas, pero no creo que sea algo alarmante para nosotros, sino más bien es algo que cerrando de buena forma cambiará positivamente”, consideró el carrilero.

El seleccionado nacional descartó, de paso, que exista una “persecución” arbitral en contra de su equipo, en una declaración que se contrapuso a lo dicho por el mediocampista Rubens Sambueza, quien en repetidas ocasiones ha comentado que los silbantes lo tienen en la mira.

Además, Layún reconoció que ya no tienen margen de error, por lo que entre los integrantes del plantel se han propuesto obtener los nueve puntos que les quedan por disputar para no complicarse el pase a la liguilla.

Sabemos la situación en la que estamos, sabemos que tenemos que sumar de a tres, que ya no podemos dejar ir ningún punto. El balance no es el que quisiéramos, así que lo más importante es cerrar bien el torneo. Entrar en una curva ascendente a la siguiente fase puede ser muy significativo”, comentó.

Respecto a la petición del Cruz Azul de que su compañero Aquivaldo Mosquera sea inhabilitado por un pisotón sobre Joao Rojas en el clásico del sábado pasado, el lateral se mostró extrañado y sólo espera que las autoridades revisen a profundidad lo que ocurrió para que no se cometa una injusticia.

Aquivaldo juega con tachones de aluminio y un pisotón a propósito no hubiera sido para que Joao se hubiera parado. Son factores que se deben tomar en cuenta si es que el Cruz Azul presenta ese video. Ya le competerá a la directiva platicarlo, pero desde mi punto de vista es una jugada completamente accidental. Cualquiera que haya jugado futbol sabe que un tipo que pesa más de 80 kilos no es fácil que se frene”, argumentó.

Al finalizar la práctica de este martes, Layún tuvo una charla con el técnico Antonio Mohamed, aunque aclaró que sólo fue para intercambiar puntos de vista sobre el partido del sábado anterior, y se limitó a decir que fue “enriquecedora” para ambos.