CIUDAD DE MÉXICO, 24 de marzo.- Fue reconocible la superioridad de las nigerianas sobre la Selección Mexicana.

No sólo en el marcador final de 3-0, sino también en la velocidad, físico y fortaleza.

El cuadro mexicano que a pesar de la derrota se ha calificado a los cuartos de final del Mundial Sub 17 disputado en San José, Costa Rica, fue superado durante todo el partido.

Nada más la estadística refleja una espeluznante diferencia. Las africanas dispararon 18 veces, 10 de ellas con dirección al arco mexicano mientras que el Tri femenil lo hizo ocho veces, cuatro con dirección a puerta.

Fue una noche intensa para la guardameta nacional Emily Alvarado que entendió muy pronto que el equipo estaba vencido desde el medio campo donde nunca existió vertical ni recuperación.

Al principio estuvo por algunos minutos nivelado el juego pero pasando el tanteo, vino el primer gol de Rasheedate Ajibade que destruyó todos los sueños mexicanos.

Inmediatamente después de abrir el marcador, Nigeria lo amplió por conducto de  Uchena Kanu de cabeza al entrar con marcación pero con fuerza por el centro del área mexicana.

El descanso vino a propiciar un reacomodamiento en el cuadro nacional que aunque seguian con una vocación pasional por tratar de empatar no encontraron las mismas habilidades que las africanas.

Jacqueline Crowther quien fue la jugadora más peligrosa se encontró con una jugada sustancial que pudo haber cambiado el rumbo del juego cuando tras una serie de rechaces en la zona baja de las africanas, disparo al poste  en lo que hubiera significado el empate.

Al no conseguirlo y saberse superadas en muchos planos, Leonardo Cuéllar prefirió reservar la moral y evitar una goleada mayúscula por lo que casi todo el segundo tiempo renunció al ataque.

Ordenó una línea de cinco defensoras que se multiplicaron de trabajo al no tener el apoyo de las mediocampistas. Al frente, Crowther navegaba sola y sin balones.

Entonces Kanu dribló por el costado izquierdo y mandó otra vez un centro elevado que conectó en esta ocasión Aminat Yakubu tras errar en la marcación Kimberly Rodríguez con lo que se sellaba el encuentro con la goleada.

México cerca del final tuvo otra oportunidad por medio de Crowther a balón detenido. Cabeceó la mexicana pero el esférico dio justo en el larguero y se acabó el tiempo. México perdió pero está en cuartos de final.