CIUDAD DE MÉXICO, 14 de marzo.- A partir de este viernes los espectadores de eventos deportivos deberán abstenerse de exhibir pancartas, mantas o banderas con símbolos, emblemas o leyendas que por su contenido se incite a la violencia, la discriminación o el racismo.

Así lo establecen las nuevas disposiciones de la Ley para Prevenir la Violencia en los Espectáculos Deportivos en el Distrito Federal publicadas a través de la Gaceta Oficial del Gobierno capitalino.

En las nuevas disposiciones se establece que se sancionará con el equivalente de 40 a 80 días de salario mínimo o arresto de 12 a 24 horas por incumplir algunos de estos mandatos.

El espectador deberá abstenerse de arrojar cualquier tipo de objeto al terreno de juego, a participantes u otros espectadores; de cubrir a otros asistentes con mantas o banderas; de introducir banderas que imposibiliten la visión de otros concurrentes o dificulten la labor de la policía y protección civil; además de portar armas u objetos que puedan atentar contra la integridad física del público asistente y/o participantes.

A la Ley para prevenir la violencia en los espectáculos deportivos en el Distrito Federal, se adicionó la fracción XIV.

El decreto entrará en vigor a partir de hoy por lo que para la siguiente jornada los aficionados que vayan al estadio Azul para el duelo entre La Máquina y los Xolos, no podrán accesar con mantas.

La propuesta fue hecha por el diputado del PRD Eduardo Santillán y avalada por la mesa directiva en la que están los diputados Agustín Torres como presidente, Alfredo Pineda como secretario y Miriam Saldaña como secretaria.

Los antecedentes

Eduardo Santillán ha estado desde hace más de un año peleando por modificar leyes que hagan más seguras las visitas de las familias a los estadios de futbol.

Podría decir que el futbol tiene una tarjeta roja en el punto de la violencia. Si no se hiciera nada estaríamos hablando de un problema en tres años parecido al de Argentina”, dijo en entrevistas anteriores.

En diferentes ocasiones ha estado presente en partidos de futbol y ha culpado directamente a la venta de cerveza de causar estragos en las tribunas. Por lo mismo, entre sus propuestas estaba la de suspender la venta de alcohol en los estadios en el minuto 55 de los partidos de futbol y la creación de un medidor de alcohol para los aficionados en las inmediaciones de los inmuebles.

Por lo sucedido en diferentes  estadios con actos de racismo en la Liga MX, ha coincidido con la modificación de la ley para meter mantas o banderas que inciten a los insultos contra el rival.

Han existido casos de balaceras fuera de los estadios, brutalidad policiaca e incitación de parte de los propios jugadores para que haya peleas en las gradas, y lo más grave de todo es que al día siguiente no pasa nada. Es el momento de poner un alto”, argumentó el diputado Santillán.

En sus primeras incursiones, Santillán buscaba multas e incluso arresto para los futbolistas que se vieran envueltos en peleas dentro de la cancha, pero al no proceder sus ideas, el Jefe de Gobierno del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, firmó el decreto que le fue enviado por parte de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal.

Estas modificaciones junto a  las ley de violencia en los estadios: “buscarán reducir en un 80 por ciento los incidentes en partidos de futbol”, dijo Santillán.