CHICAGO, 3 de marzo.- Joakim Noah logró el quinto triple-doble de su carrera para guiar a los Toros de Chicago a una fácil victoria 109-90 sobre los Knicks de Nueva York.

El centro francés de los Toros aportó 13 puntos, con 12 rebotes y 14 asistencias. Fue la novena victoria en 10 partidos para Chicago.

“Es realmente trabajo de todos mis compañeros”, dijo Noah. “Creo que estamos mejorando en cada partido”.

Este es su segundo triple-doble de la temporada, además las 14 asistencias fue la cantidad   más alta por parte de un centro de la NBA desde la temporada 1985-86, y un récord de la estadística para la franquicia a un jugador en la posición de centro.

“¿Qué puedo decir? Él está jugando basquetbol para ser MVP”, dijo el delantero Taj Gibson. “Joakim está haciéndolo bien en todas las facetas”.

Siete jugadores de los Toros anotaron al menos 10 puntos. D.J. Augustin clavó 21 de sus 23 puntos en el cuarto periodo. Chicago (33-26) tiene foja de 21-8 desde el 1 de enero.

“Estamos en un momento en el que tenemos a todos sanos, y saben que esperar uno del otro”, dijo el entrenador Tom Thibodeau. “Creo que están jugando de muy buen forma”.

Mientras los Toros lucen en la débil Conferencia del Este, los Knicks (21-39) siguen a la deriva.

Carmelo Anthony anotó 21 puntos y Tyson Chandler recuperó 22 rebotes, pero Nueva York sufrió su sexta derrota en fila. La foja de los Knicks es de 6-16 desde el 14 de enero.

“Es vergonzoso”, comentó Anthony. “Es frustrante y vergonzoso”.

Noah sentenció el partido en el comienzo del cuarto final cuando encestó uno de dos intentos desde la línea de libres para colocar el marcador 89-70 con 9:26 por jugar y fue entonces cuando en el estadio se escucharon los gritos de “MVP, MVP”.

“Ellos salieron con más energía, se aprovecharon de nosotros”, dijo Chandler. “En el lado defensivo prácticamente cambiaron el juego”.