SAN ANTONIO, 26 de febrero.- El mexicano Julio César Chávez Jr aseguró que buscará imponer su mayor fortaleza en la revancha que concederá al estadounidense Brian Vera, este sábado en el Alamodome de esta ciudad.

El sinaloense llegó la noche del lunes a la ciudad de San Antonio acompañado de su equipo de trabajo y declaró que buscará conectar golpes de poder en busca de un convincente triunfo, por lo que no descartó una victoria antes de los 12 rounds programados.

El hijo del legendario “JC” Chávez venció a Vera por decisión unánime, resultado que generó controversia, en septiembre del año pasado en Carson, California, y que se vio enmarcado por los problemas de peso que tuvo el “Junior” días antes de la ceremonia de peso oficial.

“Ahora no tendré problemas para marcar el tope de peso supermedio, que indica 76.284 kilogramos. Mi preparación fue integral, trabajando, además, de lo físico y lo boxístico, los aspectos mentales y de nutrición”, comentó.

Debido al clima frío y lluvioso que impera en la ciudad de San Antonio, el “Junior” entrenó de forma ligera en el gimnasio del hotel sede para conservar el peso.

“Demostraré mi hambre por el boxeo, mi madurez en todos los aspectos y ofreceré una gran pelea a los aficionados, vengo en excelentes condiciones y Brian Vera pagará”, sentenció Chávez Carrasco.

Este jueves está programada la última conferencia en un centro comercial con la presencia de Chávez jr., Vera, Orlando Salido, Vasyl Lomachenko y todos los protagonistas de la velada sabatina en el Alamodome.

cmb