CIUDAD DE MÉXICO, 26 de febrero.- Cada vez está más cerca la Copa del Mundo, y el tiempo para que Miguel Herrera defina su lista final de 23 convocados se acorta.

En estos últimos meses la competencia se ha intensificado y esto se ha dado gracias a la aparición de nuevos talentos del medio local como Isaac Brizuela, quien ha emergido como la gran figura del Toluca en el presente torneo.

El nacido en Lagos de Moreno, Jalisco, otra vez fue tomado en cuenta por el estratega nacional, a quien intentará convencer para colarse al Mundial. 

“Es un paso más, no me puedo sentir seguro o que ya estoy en el Mundial, porque faltan muchos partidos de preparación. Estamos a la mitad del torneo, y ahí es donde nos estamos ganando las convocatorias los jugadores de la liga local”, destacó.

El pasado fin de semana su técnico en el Toluca, José Saturnino Cardozo, señaló al Conejito como el mejor futbolista mexicano de la Liga MX, palabras que agradeció Brizuela, y sin temor aseveró que su meta es mantener esa etiqueta hasta el inicio de la Copa del Mundo.

“Ya ha puesto muchas palabras que me han comprometido mucho, pero creo que la exigencia ahora va a ser al doble. Me tengo que cuidar, ser muy profesional para poder mantener este nivel, porque a José no le puedo quedar mal. Simplemente con el trabajo que he venido haciendo creo que le puedo responder de la mejor manera, sus palabras me gustan y las tomo como un compromiso. Quiero llegar al Mundial como el mejor jugador de México, sería algo muy bueno para mí”, aseguró.

El 5 de marzo la Selección Mexicana jugará su único partido de fecha FIFA previo al Mundial, ante Nigeria, por lo que Herrera le dará prioridad a los jugadores que vienen de Europa, situación de la que está consciente Brizuela, aunque aclaró que no se siente en desventaja con los europeos

“A lo mejor les va dar más minutos a ellos porque los quiere ver y quiere ver cómo trabajan en conjunto. Si a mí me da la oportunidad la seguiré aprovechando y demostraré las ganas y el buen paso que tengo. Todos tenemos la misma oportunidad y no creo que ellos por estar allá tengan una ventaja, esto es parejo para todos, o al menos eso nos ha hecho ver Miguel”, destacó el volante del Toluca.

Hoy los reflectores se posan en Brizuela, pero el jugador está consciente que su gran momento puede ser efímero.

“Será clave mantener esta humildad, soy un hombre de familia y siempre me han inculcado el trabajo”, concluyó.

Pulido perdió los olímpicos, pero desea la Copa del Mundo

El futbol es de momentos y eso lo sabe Alan Pulido, quien levanta la mano para ganarse un puesto con la Selección Mexicana.

El delantero de los Tigres ha sabido ser paciente en su club, a pesar de lo difícil que puede ser para un joven sobresalir en un equipo de Ricardo Ferretti, Pulido lo ha hecho y se ha ganado la confianza no sólo del experimentado técnico sino también del estratega tricolor, por lo que su único objetivo es demostrar que tiene la calidad para estar en Brasil 2014.

“Estoy muy contento porque fui tomado otra vez en cuenta y creo que lo que debo de hacer es seguir mostrando esa hambre de triunfo que me ha traído hasta aquí. No ha sido sencillo todo lo que he pasado, pero las cosas al final se me están dando, dicen que el que persevera alcanza y yo soy una muestra de ello”, apuntó el jugador de los Tigres.

En su primer partido con la Selección Mexicana, ante Corea del Sur, Pulido tuvo una noche mágica en San Antonio, Texas, donde anotó tres goles, que le permitieron ser tomado en cuenta otra vez por el Piojo.

“Siempre en la Selección Mexicana va haber competencia y más en puestos como la delantera, entonces por tal razón tengo que aprovechar cualquier oportunidad que se me presente, asumirla con un compromiso importante. Raúl (Jiménez) es un gran jugador, es joven como yo y tiene mucho talento, pero ahorita yo soy el que está aquí y debo responder, porque si no más adelante yo me quedaré viendo los partidos por la televisión, algo que no me gustaría. Ahora tengo mucha confianza porque estoy siendo tomado en cuenta en mi club y eso me motiva y compromete. Lo que pasó antes ya fue, y hoy sólo pienso en el Mundial”, aseveró.