CIUDAD DE MÉXICO, 21 de febrero.- Después de estar fuera de La Noria por un año, el regreso de Fausto Pinto a Cruz Azul le ha venido como anillo al dedo al equipo, ya que el defensa celeste ha comenzado con el pie derecho esta segunda etapa en La Máquina. Ha encontrado la conexión perfecta junto al colombiano Luis Amaranto Perea, Rogelio Chávez y Julio César Domínguez.

El plantel del Flaco Tena se ha mostrado impasable a la defensiva, donde sólo han permitido dos goles en siete fechas. Pinto habló respecto a la buena comunión que han tenido dentro del equipo para tener estos buenos resultados que los mantienen como líderes del Clausura 2014.

“Me sirvió muchísimo el cambio de aires, hacer un buen año con Toluca y regresar renovado. Ahora hay que seguir trabajando, todavía no se ha hecho absolutamente nada. Todos aquí tenemos expectativas muy altas.”

Pinto argumentó que “se ha trabajado bien en zona defensiva, pero es desde arriba donde presionan los delanteros. Los volantes siempre están corriendo, peleando las pelotas para que no lleguen limpias hasta la zona defensiva y eso ayuda bastante.”

Aunque los números dicen que este Cruz Azul es el equipo a vencer en la actual campaña, los jugadores son conscientes que los errores que se tuvieron ante Atlante y Puebla no deben ocurrir de nuevo.

“Los resultados se han dado, pero eso no quiere decir que todo esté a tope con lo que pueda dar el equipo. Es muy temprano el torneo y queremos mejorar. Esos partidos nos han enseñado que hay cosas por mejorar, que debemos de estar más atentos y estamos plenamente conscientes desde el primer partido que este no es el tope o el nivel del equipo.”

Pinto, quien vive su segunda etapa como jugador de Cruz Azul, ya ha vivido en otras ocasiones estos buenos arranques que ha tenido La Máquina. Confía en que esta película pueda cambiar a su favor en base a la unión grupal y conseguir la tan anhelada novena estrella.

“Estamos concentrados, no hay una fórmula secreta para poder ser campeones. Es importante tener al grupo unido, solidario, motivado para que siga trabajando y no se caiga en la parte final. Todos tenemos la idea de quedar en la historia del club, eso nos motiva.”

Atlante y Puebla son equipos que le han hecho ver su suerte a Cruz Azul, es por eso que Pinto es consciente y sabe que no pueden caer en excesos de confianza ante estos rivales y mucho menos con Querétaro, equipo que le exigirá el doble.

“Son equipos que se juegan la vida, que son difíciles, que se armaron para ganar puntos. Tenemos que poner lo mejor cada uno de nosotros, no confiarnos, por ser equipos que están en el descenso son los más complicados y tenemos que salir a sudar y trabajar este partido para obtener un buen resultado que no será fácil”, concluyó Pinto.